Logo Computerhoy.com

Análisis del Motorola Edge 30 Fusion, una lección de la nueva Motorola

Análisis
analisis Motorola Edge 30 Fusion

Te cuento mi opinión del Motorola Edge 30 Fusion en este análisis tras haber utilizado el móvil como mi terminal principal durante la última semana. El spoiler es que se trata de uno de los mejores móviles de gama alta de este 2022.

La nueva Motorola lo está haciendo bien, muy bien. Tras una especie de calvario por el desierto provocado por la altísima competencia de Xiaomi y, más recientemente, realme, Motorola ha vuelto con terminales que no solo son interesantes, sino que cuentan con un precio atractivo.

Aunque en 2021 lanzaron modelos interesantes, ha sido este 2022 con la familia Edge 30 con la que han vuelto a despuntar y a convertirse en fija en los rankings de los mejores móviles en sus respectivos segmentos de precio.

El Edge 30 nos pareció un móvil muy equilibrado, el Motorola Edge 30 Pro fue de los primeros en montar el Snapdragon 8 Gen 1 y, para esta segunda mitad de año, tenían tres cartas preparadas para seguir completando la familia.

Ya hemos analizado el Motorola Edge 30 Neo, estamos probando a fondo el Edge 30 Ultra y, a continuación, te cuento mi opinión del Motorola Edge 30 Fusion, el hermano intermedio de los últimos lanzamientos.

La review del Motorola Edge 30 Fusion: análisis, test y opinión de Computerhoy:

Características y ficha técnica del Motorola Edge 30 Fusion

Lo primero es repasar las características técnicas del Edge 30 Fusion. Creo que su nombre es bastante descriptivo porque es un móvil que toma lo mejor del que tiene justo encima (el Ultra) y del que está por debajo (el Neo).

Así, es un móvil con potencia (no tanta como el Ultra con su Snapdragon 8+ Gen 1), pero también con un diseño ligero para que sea muy cómodo en la mano (como el Neo).

Motorola Edge 30 Fusion
PantallaPanel pOLED de 6,55"
Resolución de 2.400 x 1.080 píxeles, 402 ppp
Refresco de 144 Hz
Brillo de 1.100 nits
HDR10+
Relación 20:9
ProcesadorSnapdragon 888+
GPUAdreno 660
Memoria RAM8 GB
Almacenamiento128 GB UFS 3.1
Cámaras principalesPrincipal de 50 Mpx f/1.8 | OIS
Gran angular de 13 Mpx f/2.2
Cámara de profundidad
Cámara frontal32 Mpx f/2.45
Batería4.400 mAh
Carga de 68W
Sistema operativoAndroid 12 + MyUX
Conectividad5G
GPS
AGPS, GLONASS, Galileo
DualSIM
NFC
Bluetooth 5.2
Dimensiones y peso158,4 x 71,9 x 7,45 mm | 175 gramos
ExtrasCargador
Funda de silicona
Precio599 euros

Hay cositas que le faltan, como la carga inalámbrica, que habría sido un añadido genial, y quizá un conjunto de cámaras que prescindiera de la cámara de profundidad que ya sabemos que vale para poco.

Sin embargo, de todo eso te hablo a continuación.

Un diseño muy por encima de su precio

Algo que Motorola está cuidando mucho es el diseño y sus últimos terminales me parecen de los más atractivos del año. Está claro que el Neo es el más “juguetón” con toda esa paleta de colores Pantone, pero tanto el Fusion como el Ultra también están muy cuidados.

En el caso del Fusion, tenemos marcos de aluminio con un acabado plano y una trasera de cristal con textura. Es muy complicado que se ensucie con la grasilla de los dedos y el tacto es genial, ya que es sedoso y muy agradable.

Sin embargo, más que por el acabado, lo que más me gusta es lo que sorprende las primeras veces que lo coges. Pesa solo 175 gramos y el grosor es de 7,5 milímetros, así que es delgadito, pesa como un compacto pese a que los materiales son premium. Incluso con la funda que viene en la caja, no es aparatoso.

Además, creo que están diseñados con buen gusto con un módulo de cámaras que sí, sobresale, pero no está sobredimensionado, con un logo de la marca muy elegante en la parte frontal y con el nombre de la misma, con un acabado brillante, en la parte inferior.

Otra cosa que me ha gustado encontrar es que hay un cambio en la ubicación de los botones. He sido muy pesado en este aspecto en los últimos análisis que he hecho de un Motorola, pero es que tenían el botón del asistente (que no valía para mucho), el de bloqueo y el de volumen muy lejos del alcance del pulgar.

analisis Motorola Edge 30 Fusion

En este modelo han eliminado el del asistente y han bajado un poco el resto de botones. Además, el de bloqueo tiene una textura rugosa para facilitar su uso y, al final, son detalles que están bastante bien.

Y, como digo en el título que da nombre a este apartado, creo que es un móvil que da la sensación de ser más caro de lo que realmente es. La sensación en la mano es muy buena tanto por los materiales como por el propio diseño y he estado muy cómodo usándolo estos últimos días.

Buen tándem para consumir contenido, aunque no tenemos AOD

Motorola está intentando crear móviles muy equilibrados esta generación y creo que lo están consiguiendo. Si bien puede que en lo técnico no tengan algo que sea lo que más destaca, el conjunto es de lo más sólido y considero que están montando buenas pantallas.

El panel del Edge 30 Fusion tiene 6,55” y, aunque no es un móvil compacto, esa diagonal (sumada al grosor y peso del terminal) contribuye a crear esa percepción de móvil muy cómodo en la mano. 

Es un panel OLED que cuenta con un pico de 1.100 nits según el fabricante. Como siempre, lo hemos medido y hemos obtenido una media de 1.499,8 luxes con una desviación de 25,4 luxes, siendo un brillo altísimo para un móvil de esta gama. 

Es un panel curvado que, curiosamente, no produce unas “sombras” laterales demasiado evidentes.

BRILLO MOTOROLA EDGE 30 FUSION

A plena luz del día vas a ver bien la pantalla, no creo que tengas ningún problema con esto, y para consumir contenido también es un panel que me ha gustado. Tiene resolución FullHD+ con una densidad de 402 píxeles por pulgada y un refresco de 144 Hz.

Estos 144 Hz ayudan a que la sensación de fluidez sea máxima (apoyados por el SoC y el sistema operativo, claro), pero echo en falta una opción intermedia que no consuma tanta batería. Quizá un modo de 120 para complementar las opciones disponibles de 60 Hz, 144 Hz o “automático” que cambia entre ambas.

analisis Motorola Edge 30 Fusion

Para ver contenido, es un panel que me ha gustado. Quizá vas a tener que dejar el modo de color “saturado”, que es el que viene por defecto, para que los colores brillen un poco más, pero ya digo que me ha gustado. Para jugar, la sensibilidad es buena y creo que el equipo SoC + pantalla es muy resultón.

El sonido estéreo complementa la experiencia de consumo multimedia con un volumen que es alto, pero al que creo que le falta algo de contundencia en los graves y, además, no te recomiendo subir por encima del 80%, ya que puede ser algo molesto y va a sonar más “enlatado”.

Ahora bien, hay dos cosas que, creo, pueden mejorar. La primera es la ubicación del sensor óptico en pantalla. Creo que está muy abajo, pegadito al marco, y a veces no es lo cómodo que podría si estuviera algo más centrado. Eso sí, la respuesta es muy buena.

analisis Motorola Edge 30 Fusion

Y lo segundo es el modo always on display. Bueno, es que no tiene un AOD como tal. Tiene un modo de pantalla ambiente que se activa cuando movemos un poco el teléfono y nos da acceso a la hora, información de algunas aplicaciones y notificaciones, pero no está siempre encendida.

Y un detallito que me ha gustado es que, si dejas el móvil boca abajo y te llegan notificaciones, los laterales de la pantalla se encienden de manera individual para avisarte de que algo pasa. Creo que está bien, pero si te soy sincero, no lo he usado porque no dejo el móvil boca abajo en las mesas.

Rendimiento TOP con una autonomía interesante

El Motorola Edge 30 Fusion monta el Snapdragon 888+. Si no has oído hablar de este SoC, es normal, ya que se trata de una versión algo subida de vueltas del Snapdragon 888 del que ya han pasado dos generaciones.

La principal diferencia entre los dos SoC es que el procesador del 888+ tiene el núcleo principal a 2,99 GHz frente a los 2,84 GHz del 888 original. 

Los nuevos widgets de Motorola molan bastante
Los nuevos widgets de Motorola molan bastante

A nivel de rendimiento, son extremadamente parecidos, pero no considero que sea algo malo en absoluto teniendo en cuenta que era, y sigue siendo, un system on chip muy solvente.

Quizá se podría haber abaratado algo el precio con un Dimensity 8100, pero bueno, tenemos el SoC de Qualcomm y ya digo que el rendimiento es francamente bueno.

Motorola Edge 30 FusionNothing Phone (1)Motorola Edge 30Honor 50 5Grealme 9 Pro+
ProcesadorSnapdragon 888+Snapdragon 778G+ 5GSnapdragon 778G+ 5GSnapdragon 778G 5GDimensity 920
Geekbench 5 Single1.140820818784803
Geekbench 5 Multi3.4912.9352.9152.8752.265
3D Mark Wild Life5.945 | 35,60 fps2.875 | 17,20 fps2.641 | 15 fps2.501 | 15 fps2.305 | 13,80 fps
AnTuTu837.389565.456548.035 517.892491.615
PC Mark13.98216.43113.67011.76111.260

Hay juegos a los que no podrás jugar en ultra (Genshin Impact sigue siendo superexigente), pero Diablo Immortal, Asphalt 9, Fortnite, el propio Genshin o Tower of Fantasy se mueven que da gusto. Puede que, tras un rato jugando, notemos algo de calor en la parte trasera, pero no es tan alarmante como vimos en la generación posterior.

De hecho, en el test que utilizamos para medir el estrangulamiento térmico, no hemos observado un bajón drástico del rendimiento. 

El botón de Google Assistant desapareció (espero que para siempre)
El botón de Google Assistant desapareció (espero que para siempre)

Cae al 80% tras unos minutos, pero no es el caso extremo del Snapdragon 8 Gen 1 y, teniendo en cuenta el espacio interno para el sistema de disipación, creo que no está nada mal.

Si no juegas, todo eso te dará igual y lo que querrás saber es si el móvil “va bien”. La respuesta es que va genial. 

Motorola Edge 30 FusionNothing Phone (1)Motorola Edge 30Honor 50 5GRealme 9 Pro
Escritura secuencial409,19 MB/s658,34 MB/s550,82 MB/s471,34 MB/s332 MB/s
Lectura secuencial739,22 MB/s1,13 GB/s1,263 MB/s776,13 MB/s744,34 MB/s
Escritura aleatoria27,86 MB/s34,26 MB/s52,67 MB/s41,77 MB/s26,97 MB/s
Lectura aleatoria28,23 MB/s25,22 MB/s31,86 MB/s22,49 MB/s13,26 MB/s
Velocidad de copia en memoria9,90 GB/s6,61 GB/s6,10 GB/s5,80 GB/s5,61 GB/s

Motorola sigue usando una versión muy limpia de Android 12 que es tremendamente fluida y personaliza con sus propios widgets y algunas acciones clásicas de la marca, como mantener activada la pantalla si la estamos mirando, dividir pantalla con un gesto o encender la linterna agitando el terminal.

Siendo una versión tan limpia de Android, me extraña la política de la compañía que solo asegura actualizaciones mayores durante los dos años siguientes al lanzamiento del terminal, algo que está empezando a ir en contra del mercado cuando la propia Samsung ya te ofrece cuatro años y muchas compañías se han subido al carro de los tres años.

Sobre la autonomía, la verdad es que los 4.400 mAh me han sorprendido. Motorola está haciendo muy buen trabajo con sus terminales porque tanto el Neo como este, pese a las modestas cifras de la batería, consiguen aguantar el día perfectamente.

Carga Motorola Edge 30 Fusion

Con mi uso, he tenido entre 5:30 y 6 horas de pantalla, que no está nada mal. Si juego a Diablo Immortal más de la cuenta o ‘achucho’ al SoC con algo pesado a nivel de GPU, hago muchas fotos o vídeos, me muevo alrededor de las 5 horas, pero considero que es una buena autonomía.

Lamentablemente no tenemos carga inalámbrica, algo que por este precio creo que podemos empezar a exigir, pero bueno, lo que sí tenemos es un cargador de 68 W en la caja que permite una carga del 0 al 50% en 14 minutos con una carga completa en 41 minutos.

Cámaras que cumplen en una gama extremadamente complicada

Pero bueno, vamos a las cámaras porque, al final, es uno de los apartados más importantes en casi cualquier análisis de un móvil.

Al final, con el Edge 30 Fusion, ocurre lo que hemos visto en otros modelos: si tiene un precio competitivo y características de móviles más caros, los platos los pagan las cámaras.

Ojo, no tenemos un mal sistema de cámaras, pero no es tan potente como cabría esperar y la mala noticia es que tenemos una cámara, claramente, de relleno.

Pero bueno, vamos con el principal. Se trata de un sensor de 50 megapíxeles con unas lentes de apertura f/1.8. No es el IMX 766, un sensor que nos encanta y nos habría gustado ver en este móvil, sino un sensor OmniVision.

El resultado es correcto, pero notamos ciertos fallitos en el procesado. Creo que el contraste está algo subido, pero para subir a redes… está bien. No son fotos que vayas a poder editar por ese procesado algo agresivo.

En algunas ocasiones puede sobreexponer, lo que quema las altas luces, y creo que tiene un exceso de nitidez artificial que, sobre todo cuando hay hojas de árboles, no juega a favor del resultado. Es algo que se nota, mucho, de noche.

Un selfi sin modo retrato con la cámara frontal de 32 Mpx
Un selfi sin modo retrato con la cámara frontal de 32 Mpx

Pero bueno, creo que, en general, son fotos atractivas que te van a permitir capturar momentos sin problema y que podrás subir a redes sociales sin que “canten” demasiado.

Además, gracias a los 50 Mpx, vas a poder tomar imágenes muy grandes para aplicar un recorte y coneguir una especie de 2x. Se notan los artefactos en la imagen, pero para ciertas redes sociales, creo que puede ser suficiente en ciertas escenas.

El gran angular tiene 13 megapíxeles con una apertura f/2.2 y, básicamente, tenemos el mismo procesado que en las fotos con la cámara principal. Aquí se acentúa más esa nitidez artificial y esa sobreexposición en algunas imágenes, pero con buena luz, el resultado es bueno.

Algo curioso es que, de noche, el balance de blancos es radicalmente distinto entre la cámara principal y el gran angular

A continuación te dejo una galería con fotos nocturnas en las que vas a poder apreciar que las del gran angular son mucho más cálidas.

Este gran angular puede funcionar como macro. No se activa automáticamente, sino que te aconseja pasar al modo macro si te acercas demasiado a un cuerpo, y creo que el resultado no está mal. 

Aquí tienes un ejemplo del macro:

Macro Motorola Edge 30 Fusion

Lo uses más o menos, me alegra ver que usan el gran angular y no una cámara aparte que no tiene sentido en la inmensa mayoría de los casos. 

Usar el gran angular como el iPhone 14 Pro o el Mate 50 Pro, entre dos ejemplos, creo que es la mejor decisión.

Tenemos es una tercera cámara que calcula la profundidad en los retratos. He hecho pruebas con ella destapada y tapada y no noto diferencia, así que aquí es el software el que lleva casi toda la carga.

En el apartado de vídeo, podemos grabar 4K30 con todas las cámaras (incluida la frontal) y tenemos resolución hasta 8K, algo que no te recomiendo por la batería que consume, la calidad de la imagen en general y por la memoria que ocupa el archivo. Con la principal sí podemos grabar a 4K60 aunque la marca, oficialmente en su página, dice que el máximo es 4K30.

Creo que la calidad del vídeo con la cámara principal no está mal, aunque los colores están saturados. Tenemos estabilización óptica y hace un trabajo más natural que en otros modelos que, además, se apoyan de una estabilización electrónica que puede provocar efectos extraños.

Y por cerrar, la aplicación es sencilla (quizá demasiado en algunas cosas, como el tema de la resolución en vídeo) y te va a permitir hacer fotos en RAW en el modo Pro, algo que no todos dejan hacer y que está genial.

Versiones, ofertas y precio del Motorola Edge 30 Fusion

Antes de pasar a las conclusiones, toca ver las versiones que tenemos de este Motorola Edge 30 Fusion.

La verdad es que los cambios tienen que ver con los colores, ya que a nivel de hardware… solo tenemos la opción de 8 GB de memoria LPDDR5 y los 128 GB UFS 3.1

analisis Motorola Edge 30 Fusion

En cuanto a colores, tenemos gris, blanco y azul, que es el que has podido ver en las fotos y vídeos de este análisis. Y el precio es de 599 euros, pero se pueden encontrar ofertas y precios inferiores con regularidad.

En el momento de escribir estas líneas, está a 499,99 euros en Amazon, pero ya digo que puede ser una oferta puntual.

Motorola Edge 30 Fusion, la opinión de Computerhoy: ¿merece la pena?

Y, al final, tenemos un móvil que, como comenté hace unos cuantos párrafos, es de los más equilibrados que podemos encontrar en estos momentos. 

Motorola ha hecho un muy buen trabajo en diseño creando un terminal que se siente premium en la mano, que tiene muy buenos materiales y que resulta muy ligero y delgado. Incluso con la funda que viene en la caja, no engorda demasiado.

analisis Motorola Edge 30 Fusion

La pantalla me ha gustado y creo que es uno de los puntos fuertes del Edge 30 Fusion, el Snapdragon 888+ se porta genial y el software acompaña gracias a una capa muy limpia sobre Android 12.

No es perfecto, claro, y hay detalles como el procesado excesivo de las fotografías o que el sonido, simplemente, “cumpla”, que se deberían mejorar de cara a las siguientes generaciones, pero por lo demás, creo que es un móvil capaz de competir de tú a tú con terminales como el Nothing Phone, el realme GT 2 o el S21 FE.

Nuestra valoración

Lo mejor

  • Pantalla brillante con buenos colores
  • Rendimiento y experiencia de usuario
  • Cámara principal
  • Diseño y materiales

Lo peor

  • Sonido con el volumen al máximo
  • Cámara de profundidad de relleno
  • Sin carga inalámbrica
  • Balance de blancos foto nocturna
88

Descubre más sobre autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Hoy destacamos

Y además