Skip to main content

Fitbit Versa 2, análisis y opinión

Fitbit Versa 2

Lo mejor

  • Detección de actividad automática
  • Medición exacta del pulso
  • Valoración del sueño
  • Pantalla AMOLED
  • Conectividad WiFi y NFC
  • Integración de Alexa

Lo peor

  • Sin sensor GPS ni 4G
  • Sin altavoz integrado
  • Dependencia del smartphone
  • Tienda de apps
  • Pocas entidades Fitbit Pay
  • Cargador propietario
Versa 2

Versa 2

Este reloj inteligente deportivo cuenta con monitor de frecuencia cardíaca, sueño, posicionamiento GPS asistido por móvil y una gran cantidad de actividades

Carlos Gombau

18/12/2019 - 10:54

El nuevo dispositivo de Fitbit, Versa 2, sorprende con una nueva pantalla y un micrófono incorporado. Gracias a este último, ahora los usuarios pueden controlar el reloj inteligente por voz con ayuda de Alexa. Nuestra prueba del nuevo dispositivo deportivo de los californianos te cuenta que más tiene que ofrecer.

La segunda generación del Fitbit Versa crece en prestaciones, con las que pretende hacer frente a las pulseras inteligentes más vendidas actualmente de marcas venidas del oriente asiático.

En primer lugar, la nueva pantalla AMOLED -el Versa original montaba una LCD convencional- es más rica en color y contraste y, gracias al bajo consumo de esta tecnología, ahora se puede tener activa de forma permanente en el Versa 2, algo muy cómodo que evita la obligación de hacer el gesto de giro de muñeca para despertar el reloj.

Otra de las novedades es que, ahora, Versa 2 integra un micrófono. Gracias a él, se pueden realizar entradas de voz para, por ejemplo, responder mensajes SMS. Pero la gran innovación reside en la posibilidad de comunicarse con la asistente de voz Amazon Alexa, como veremos más adelante.

  Fitbit Versa 2
Tamaño 40 x 40 x 12 mm
Correas compatibles 22 milímetros de ancho
Peso 34,8 gramos
Batería Hasta 6 días de autonomía
Cargador propietario
Panel 1,4''AMOLED
Modo Siempre encendida
Brillo máximo 1.000 nits
Gorilla Glass 3
Resolución de pantalla 300 x 300 píxeles
Formato cuadrado
Memoria interna 4 GB
Conectividad Wi-Fi 802.11 b/g/n
Bluetooth 4.0
NFC
Sistema operativo FitbitOS
Sensores Acelerómetro
Ritmo cardíaco
Protección Resistencia agua 5ATM
Gorilla Glass 3
Precio Desde 199,95 euros

Conviene aclarar en este punto que, aunque Alexa ya es una gran conocida para los usuarios de teléfonos móviles y altavoces inteligentes, en lo que a relojes inteligentes se refiere, para nada se trata de un estándar. Ahora bien, toda la inteligencia artificial de la asistente de poco le sirve a Versa 2 si el smartphone no se encuentra cerca con la app de fitbit iniciada -la funcionalidad, en otro caso, es escasa-.

A nivel de prestaciones deportivas y sensores, Fitbit Versa 2 ofrece -y no son pocas- las habituales en los dispositivos de esta categoría, entre otras el conteo de pasos y la medición del sueño. Pero, como es habitual en la gama mainstream de la marca, el GPS se queda de nuevo en la mesa de diseño.

Por ello, es necesario llevar el smartphone siempre encima a la hora de realizar actividades deportivas de forma que este asista en el posicionamiento al reloj -es necesario subir un escalón hasta el Fitbit Ionic para disfrutar de GPS integrado-.

Índice de contenidos:

Pantalla, batería y dimensiones en la línea de la competencia

Si comparamos el Fitbit Versa 2 con su predecesor, tenemos una nueva pantalla con tecnología AMOLED más grande, de 1,39”, y con una resolución de 300 x 300 píxeles. Gracias a esta, la legibilidad ha mejorado (por resolución), al igual que el contraste del contenido en pantalla, con negros puros (fruto de la tecnología AMOLED).

Además, derivado del bajo consumo de este nuevo panel, en Fitbit Versa 2 ahora es posible mostrar la hora de forma permanente, algo que otros fabricantes ya incorporaron a sus equipos hace años y que, recientemente, Apple hizo con su Watch Serie 5. Apuntar en este apartado que, aunque la oferta de diales de reloj es amplía, la configuración ‘always on’ solo funciona con los que están optimizados para ello (marcados como tal en el apartado de descargas).

Si hablamos de energía, la capacidad del Versa 2 da para ‘hasta 5 días’ con su batería de 165 mAh, autonomía que se ve reducida, según el fabricante, a tan solo 2 días si se hace uso de la opción de pantalla siempre encendida. Como hemos dicho, esta es una opción que depende de la esfera que elijas que muestre el reloj ya que no todas son compatibles.

No obstante, todo depende del uso activo que se le dé al reloj (al igual que ocurre con los smartphones) y es posible dilatar estas cifras hasta los 4 días como hemos comprobado durante nuestra prueba.

El inconveniente más destacable en este sentido es que, como es habitual en la marca, el cargador de Versa 2 (una especie de pinza con 4 pines de conexión) es propietario y obliga a llevarlo encima si sales de viaje. En otro caso, no podrás recargar Versa 2 si te quedas sin batería.

En cuanto a diseño se refiere, Versa 2 presenta una caja con un grosor algo tosco aunque con un peso dentro de lo esperado (41 g con la correa S y 43,2 g con la L).

Lo que sí es de agradecer es el diseño de pulseras intercambiables mediante pasadores de ajuste automático que no necesitan de herramienta alguna para ponerlas y quitarlas.

Pasadores correa Fitbit Versa 2

Como edición especial existe una correa tejida textil con la que el reloj alcanza un peso de 34,8 g (la usada en esta prueba).

Edición especial Fitbit Versa 2

Con todo, no resulta para nada incómoda y la fijación mediante una hebilla clásica evita que pueda soltarse durante una sesión deportiva.

Alexa, la gran apuesta de Fitbit con su nuevo Versa 2

Como hemos comentado, la nueva función de control por voz de Fitbit Versa 2 es una de las grandes innovaciones que presenta este nuevo reloj. La integración de un micrófono permite al usuario comunicarse con Alexa, que responde a las entradas de voz cuando se presiona el botón lateral (es posible desactivar a la asistente).

Fitbit Versa 2 y Alexa

Ahora bien, la funcionalidad difiere un poco respecto a lo que estamos acostumbrados a ver en los sistemas inteligentes. Y es que Versa 2 no incorpora altavoz, de forma que si giramos la muñeca, levantamos el brazo o pulsamos el botón para despertar a la asistente, y nos dirigimos a Alexa con el comando de voz correspondiente, no obtendremos respuesta sonora.

Alexa y Fitbit Versa 2

Entonces ¿cuál es la ventaja? Entre otras funciones, Alexa en Fitbit Versa 2 es capaz de mostrar el tiempo, iniciar una sesión de ejercicio, configurar una alarma o controlar nuestros dispositivos inteligentes del hogar, entre otras funciones. Ahora bien, cualquier respuesta del asistente se realiza mediante mensajes en pantalla.

Alexa Fitbit

Con todo, la experiencia de uso de Alexa en Versa 2 es bastante satisfactoria, pero, como ya hemos apuntado, para obtener una funcionalidad completa es necesario tener el teléfono cerca y la app de fitbit iniciada, al menos en segundo plano.

Hay que decir que es una limitación considerable, aunque la comodidad de mandar comandos de voz sin tener que sacar el terminal del bolsillo, hace ganar puntos al reloj. Por no hablar de que queda por ver si Fitbit será capaz de implantar nuevas funciones que aprovechen todo el potencial de esta alianza.

Interacción inteligente y aplicación ¿algo nuevo?

En la medida de lo esperado, el micrófono no solo integra Alexa en Versa 2, da para algo más. Así, el usuario, además de responder mensajes SMS como ya hemos comentado, puede hacer lo mismo con WhatsApp -también existe la opción de utilizar respuestas predefinidas-.

Ahora bien, la integración completa solo es posible con Android, y los usuarios de iPhone se verán limitados a solo poder leer los mensajes.

Apps Fitbit Versa 2

Como en otros dispositivos de la marca, Versa 2 también es capaz de almacenar ficheros en formato MP3 para escucharlos en conjunto con unos auriculares Bluetooth. Apuntar que es necesario transferirlos desde un ordenador a través de la app Fitbit Connect del fabricante, poco intuitiva, todo sea dicho, y que sincroniza los ficheros a través de una red WiFi.

Fitbit Connect para Versa 2

Al igual que ocurría en el Versa original y en Ionic, a nivel multimedia también permite la conexión de una cuenta de Deezer para escuchar música en streaming o sincronizada/descargada. Y ahora Versa 2 también es compatible con Spotify, aunque a diferencia de Dezzer la música no se puede almacenar en el dispositivo -lo que obliga a llevar el móvil encima-, solo admite cuentas Premium y tan solo sirve como control remoto para la app musical.  

Fitbit Versa 2, WiFi y NFC

Del mismo modo, y como ya era posible en anteriores modelos de la marca (Ionic, Versa y Charge 3), Versa 2 incorpora un sensor NFC y el servicio de pago Fitbit Pay. Su uso en España es meramente anecdótico ya que tan solo unas pocas entidades soportan esta pasarela de pago y, algunas, solo mediante una plataforma (VISA o Mastercard).

Como indican en la propia web del fabricante, la compatibilidad de Fitbit Versa 2 es la siguiente: boon de Wirecard, La Caixa (Visa), Openbank, Santander, Servicios Financieros Carrefour (Mastercard), Revolut y TransferWise (Mastercard).

Pago por Fitbit Pay con Versa 2

Y poco más podemos destacar a nivel de aplicaciones. Y es que pese a que Ionic abrió la senda, la tienda de apps para Fitbit Versa 2 disponible todavía está un poco verde y hay poca oferta -habrá que ver qué pasa con la plataforma tras la compra de la compañía por parte de Google-.

Apps Fitbit Versa 2

Comentar en este punto que, además de las apps preinstaladas de fábrica, en Versa 2 tenemos acceso a Strava, una calculadora y diferentes servicios de noticias, entre otras. El problema es que, la gran mayoría, necesitan conexión directa con el smartphone para funcionar.

Reconocimiento de actividades, sueño y pulso mejorado

Como ya es habitual desde hace unos años en este tipo de dispositivos, Versa 2 es capaz de medir la frecuencia cardiaca de forma continua. Y, como también es costumbre en los dispositivos de la marca, lo hace de forma bastante precisa, siempre teniendo cuidado de que el sensor no pierda contacto con la piel -hay que ajustar firmemente el dispositivo a la muñeca para que no pierda el pulso-. 

Sensores Fitbit Versa 2

Del mismo modo, por defecto Versa 2 analiza el sueño y cuenta los pasos del usuario, con la posibilidad también de detectar de forma automática el tipo de deporte en nuestras sesiones de entrenamiento. Ahora bien, como ya hemos apuntado, para conseguir un buen trackeo de la salida es imprescindible ir acompañados de nuestro terminal móvil para que este asista con su señal GPS a la app. No tiene un sensor GPS integrado como tal, sino que hace uso de los datos de posicionamiento del móvil.

Sesión de ejercicio con Fitbit Versa 2

Se trata de algo incómodo cuando se realizan sesiones de alto impacto, pero, en otro caso, tan solo tendremos acceso al número de pasos y a una aproximación de la distancia y de las calorías gastadas.

Medición pasos y sueño de Fitbit Versa 2

Como novedad en este apartado -más bien es una nueva función de la app, también incorporada a Versa e Ionic- tenemos la calificación de nuestras sesiones de sueño con puntuaciones que van de 0 a 100.

Fitbit Versa 2

Fitbit y su compatibilidad, su gran talón de Aquiles

Según las especificaciones aportadas por el fabricante, Fitbit Versa 2 es compatible con dispositivos iPhone de Apple con iOS 11 y con terminales Android a partir de la versión 7.0. El propio fabricante ofrece un listado en su página web con los dispositivos compatibles, pero no funciona de forma óptima con todos los que están, ni están todos los que son.

Configuración Fitbit Versa 2

Y es que la fiabilidad de la conectividad Bluetooth 4.0 de los dispositivos de la marca está en tela de juicio -al menos con Android- desde hace algunas versiones del sistema operativo, y sincronizar de forma correcta y continua los datos, es una auténtica lotería.

Configuración web Fitbit Versa 2

Durante la prueba, hemos analizado el comportamiento y estabilidad de conexión con el smartphone con terminales Samsung, Huawei, ZTE y Sony, en numerosas ocasiones no quedó otra que forzar la sincronización.

Algo similar ocurre con las actualizaciones de sistema que, si bien Versa 2 (como el Ionic) puede realizar vía WiFi, en la mayoría de las ocasiones no queda otra que hacerlo mediante Bluetooth desde la app móvil, con la consiguiente lentitud (hasta 2 horas).

Fitbit Versa 2 mejora, pero, ¿es suficiente?

El Fitbit Versa 2 está disponible en el mercado, en cinco acabados, desde finales de septiembre. Fitbit Versa 2 tiene un precio de 199,95 euros y las versiones especiales, dos con correa de tela, ascienden a 229,95 €.

En el primer caso, es posible elegir modelos con la caja en color Aluminio Carbón, Aluminio Gris y Aluminio Rosa Cobrizo, con correas a juego en Negro, Gris Piedra, Rosa Pétalo, Burdeos y Verde Esmeralda. En el segundo, en Gris Niebla y Rosa Cobrizo con correas a juego en Gris y Azul Marino y Rosa.

Fitbit Versa 2

Para concluir, sería injusto no finalizar este análisis diciendo que el Fitbit Versa 2 es un gran reloj. Las pocas -pero consistentes- mejoras respecto a la versión anterior son razón suficiente como para tenerlo en cuenta a la hora de elegir un reloj deportivo.

Además, personalmente creo que la app de Fitbit es una de las mejores en su categoría, con retos personalizados, enfrentamientos con amigos y familiares, consejos habituales y una forma de mostrar los resultados clara y muy elegante.

App fitbit

Ahora bien, los problemas de sincronización continua y automática (incluso con la función 'Siempre conectado' activada) de sesiones y notificaciones que arrastra la marca desde hace tiempo, son un lastre para los dispositivos de Fitbit, mientras que las pocas opciones de vinculación con entidades bancarias de Fitbit Pay, hacen que no sea una buena opción si, además, buscas pagar con el Fitbit Versa 2.

Para terminar, aunque la ausencia de GPS y de conectividad 4G pueden perdonarse, el precio de salida es demasiado alto y este tipo de carencias hacen que pierda cierto atractivo funcional -que no visual, con un diseño exquisito-.

Versa 2

Versa 2

Este reloj inteligente deportivo cuenta con monitor de frecuencia cardíaca, sueño, posicionamiento GPS asistido por móvil y una gran cantidad de actividades