Logo Computerhoy.com

Guía y consejos para comprar un telescopio: modelos, diferencias y todo lo que debes tener en cuenta

Telescopio

Pixabay

Si solo eres un aficionado que te gustaría tener un telescopio para poder mirar al cielo o a los paisajes, seguro que tienes dificultades para poder saber qué tipo de aparato comprar. Nosotros vamos a intentar resolver todas tus dudas.

Es evidente que la compra de un telescopio no se debe dejar al azar, puesto que son dispositivos en muchos casos no precisamente baratos y con los que no queremos sorpresas. 

Para aquellos que sois aficionados a este mundillo, que lleváis poco tiempo o no queréis convertiros en eruditos del tema, lo mejor será tener unas bases para conocer cuál es el mejor telescopio que podéis comprar.

Se supone que el primer telescopio lo creo el holandés Hans Lippershey, un famoso fabricante de lentes, en el siglo XVII.

Cuando estaba en su taller se dio cuenta de que cierta combinación de lentes, los objetos lejanos se ampliaban. Hans se dio cuenta del potencial que tenía este descubrimiento y se lo presentó a la realeza de su país.

Cuando fue a demostrarlo, entre el público había un amigo de Galileo Galilei, al que le contó, en un encuentro que tuvieron en 1609, lo que había visto, momento en el que el creador italiano comenzó a realizar experimentos.

Galileo logró estrenar su propio telescopio en 1610 con el resultado de poder ver la Luna y la estrellas, pero el gran descubrimiento fue cuando logró ver Júpiter, lo que provocaría un vuelco importante en la teoría geocéntrica.

¿Para qué se pueden utilizar los telescopios?

Debes tener claro que primero de todo hay dos grandes clasificaciones dentro de los telescopios del mercado, basándose en lo que lo va a ser su utilización.

Esta división es pequeña y con el nombre ya comprenderéis a que se refiere cada uno de ellos, pero es algo lógico y necesario conocerlos para saber que queremos comprar.

Los dos tipos son:

  • Telescopios astronómicos: son aquellos que están preparados para ver la Luna, Marte, las estrellas, etc. Es decir, todo lo que tiene que ver con el espacio. Se utilizan principalmente de noche y tiene aperturas grandes para que entre más luz y facilitar la visión de todos los objetos, incluso los poco iluminados
Telescopio Astronómico Slokey Discover The World
  • Telescopios terrestres: de este tipo son aquellos que vienen preparados para observar la naturaleza. Es decir, para ver aves, grandes mamíferos, montañas, volcanes, etc.
Telescopio Terrestre Gosky 20-60

Se deben diferenciar a la hora de comprarlos, puesto que no podríamos ver una montaña de manera nítida si usásemos uno de tipo astronómico, por ponerte un ejemplo. Y aunque no lo creas, comprar uno en vez de otro, es un error más común de lo que parece.

Las grandes diferencias entre estos dos tipos son las siguientes:

  • Aumentos: para que se entienda mejor, si tenemos un telescopio de 100 aumentos, estaremos viendo como si estuviéramos 100 veces más cerca del objeto. Como es normal, los astronómicos tienen bastantes más aumentos que los terrestres.
  • Portabilidad: a diferencia de la mayoría de los astronómicos, los de tipo terrestre son mucho más ligeros, puesto que vienen preparados para ir de un lugar a otro de la naturaleza y así seguir observando nuevos paisajes u animales.
  • Distinto diseño: mientras que los terrestres están totalmente diseñados para el día, los astronómicos se ha fabricado para utilizar, de noche, mejor momento para observar estrellas y planetas.
  • Polivalencia: son más polivalentes los terrestres, puesto que sí te servirán (algunos) para ver algún que otro planeta, pero sin la nitidez de los astronómicos. Pero también debes tener claro que usar estos últimos para ver naturaleza será sumamente complicado.
Telescopio

Pixabay

Tipos por fabricación

Los telescopios también se deben distinguir por su diseño óptico, como son los de tipo refractor, reflector o catadióptrico.

No es tan difícil de entender cómo puede parecerlo en un principio.

  • Refractor: es un telescopio que usa una lente a través de la cual se concentra la luz. Es un buen telescopio y tiene la gran ventaja de que no necesita mantenimiento. Es el telescopio para observación terrestre más empleado.
  • Reflector: está compuesto por dos espejos que reflejan la luz de uno a otro hasta llegar al ocular. La calidad es bastante normal y sí que requiere algo de mantenimiento. Podremos observar el cielo, pero tampoco esperando una calidad suprema.
  • Catadióptrico: en este caso se combinan lentes y espejos, dando lugar a una distancia focal grande en un tubo corto. Estos son perfectos tanto para todo lo que tiene que ver con la observación de planetas, estrellas y demás. El problema es que son los más caros.
Telescopio en un campo de noche

¿En qué debemos fijarnos al comprar un telescopio?

Una vez que conocemos los tipos y tenemos claro para qué lo vamos a utilizar, es el momento de tener unas bases para conocer qué aspectos son importantes para la compra de un dispositivo de este tipo y no equivocarnos.

Como es normal, lo primero es conocer el uso que le vamos a dar, algo de lo que ya hemos hablado y conocer los tipos que existen, para tener claro cuáles son de mayor o menos calidad. A partir de ahí también debemos tener en cuenta:

  • Apertura: los telescopios de principiantes se suelen mover en rangos de los 70 mm a los 150 mm, mientras que los profesionales van desde 150 mm a 300 mm. Para iniciarse, si escogemos uno de tipo reflactor deberíamos tener un mínimo de 70 - 80 mm, mientras que si es reflector los mejor es tener al menos 130 mm. Si quieres uno terrestre lo mejor es que te muevas entre 50 mm y 100 mm.
  • Aumentos: para saber el aumento que tiene el telescopio que queremos se debe calcular de dividir la distancia focal del telescopio entre la distancia focal del ocular. Para tener la mejor calidad de imagen, el fabricante nos indica los aumentos máximos, es decir, la cantidad que podemos aplicar para que se mantenga nítida la imagen.
  • Distancia focal: esto es, la distancia que recorre la luz desde que entra por el objetivo hasta que llega al ocular. Si tenemos una focal corta, podemos decir que la mejor para objetos lejanos. Una focal larga es mejor para objetos más cercanos como pueden ser planetas. Si es intermedia será validad para objetos lejanos y cercanos, pero sin ser perfecta para ninguna de ellos.
  • Usabilidad: esto es algo importante, ya que engloba la facilidad con la que podremos usar el telescopio. Podremos tener varios parámetros para tener en cuenta, como puede ser la facilidad a la hora de montar el telescopio, algo que nos quitara mucho o poco tiempo, dependiendo del modelo. También podemos estar atentos a ver si trae un buscador, que es un dispositivo para ayudar buscar planetas o estrellas.
  • Transporte: es indudable que también debemos tener en cuenta lo que es el tamaño y peso de nuestro telescopio, sobre todo si compramos uno terrestre, ya que lo vamos a estar moviendo de aquí para allá. En el caso de los astronómicos no es tan normal el moverlo, pero, aun así, seria de agradecer que no fuese voluminoso y pesado.
  • Presupuesto: esta es un parte fundamental, porque, como siempre os aconsejamos, debemos marcarnos un límite y no sobrepasarlo, ya que esto puede ser un arma de doble fila. Si decidimos exceder el precio que queríamos pagar, podemos terminar desembolsando mucho más y eso puede ser muy contraproducente. Por eso lo mejor, es ser fiel a lo que queríamos gastar desde un principio.
Consejos y guía para comprar un PC gaming de sobremesa

Consejos y guía para comprar un PC gaming de sobremesa

¿Pensando en renovar tu ordenador para juegos? En esta guía te damos algunos consejos muy útiles para comprar un PC gaming de sobremesa y disfrutarlo durante muchos años.

Lee el artículo

Esperamos que con todo lo que hemos contado hoy seais capaces de conseguir un telescopio realmente bueno y que sea el mejor para vosotros, ya que parámetros en los que fijaros no os van a faltar.

Sea como sea, astronómicos o terrestre, puedes contarnos por cuál te has decantado en nuestras redes sociales, esteremos encantados de saber tu opinión acerca de este tipo de dispositivos.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Guía de compra

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.