Logo Computerhoy.com

La trampa del coche eléctrico que nadie te cuenta cuando vas al concesionario

Polestar coche eléctrico

El sector del automóvil está virando hacia el coche eléctrico. Sin importar sus consecuencias y su coste. Con las olas de frío extremo que estamos sufriendo en Europa y Estados Unidos toca recordar algo que no te dicen en los concesionarios.

El coche eléctrico es el coche del hoy y del mañana. Por mucho que ahora su precio esté disparado y la batería media no sobrepase los 400 km en casi ningún modelo, el coche eléctrico tiene la misión de ser el vehículo principal de transporte para el 2035 en Europa.

Y es curioso que hablamos de él ahora en invierno, con temperaturas negativas en toda Europa y en Estados Unidos sufriendo tormentas de nieve día sí, día no. Y decimos esto porque muchos propietarios de coches eléctricos se dan cuenta ahora de que el rendimiento de su batería se resiente con el frío.

Sí, el frío es uno de los puntos débiles de los vehículos eléctricos (VE): la química de las baterías hace que el almacenamiento y la descarga de energía se produzcan a velocidades diferentes en función de la temperatura.

Y cuando el mercurio cae en picado, también lo hacen la eficiencia de la batería y la autonomía disponible. Vamos a verlo con una sencilla tabla de autonomías según temperatura.

Coches eléctricos en invierno: ¿qué ocurre con la autonomía cuando hace frío?

Los expertos dicen que el frío extremo suele recortar entre un 10 y un 15 % la autonomía de un EV y a veces, bastante más. Afecta a todos los vehículos eléctricos, pero algunos parecen soportar mejor la nieve y el hielo que otros.

La tendencia es clara: tiempo frío = menos autonomía. Lo bueno es que hay algunos fabricantes que sí son sinceros. La calculadora de autonomía oficial de Citroën, que muestra la autonomía del e-C4, lo explica muy bien esta tabla:

  • Autonomía eléctrica a 20º C: 350 km
  • Autonomía eléctrica a 10º C:  310 km
  • Autonomía eléctrica a 0º C: 281 km
  • Autonomía eléctrica a -10º C: 225 km
Xiaomi MS11

Utilizando los datos oficiales de Citroën, esto sugiere una caída significativa en el rendimiento en condiciones de congelación: la friolera de 125 km menos, o una caída del 35% si se toma muy por debajo del punto de congelación.

Y este es el punto que no suelen abordar los fabricantes y concesionarios. Hay lugares en España que son cálidos todo el año, pero lo que tienen meses de intenso frío deben tener muy en cuenta esta pérdida de autonomía que tanto puede afectarles a su coche eléctrico, que de precio no es barato. 

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Coche eléctrico, Tesla

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.