Skip to main content

El dilema de Netflix: crece como un tiro en suscriptores, pero no gana lo suficiente

Netflix

18/01/2019 - 09:26

En las oficinas de Netflix se ha vivido una semana bastante movida y con noticias relativamente malas. Primero fue la obligada subida de precio de su servicio, que por ahora se mantiene en Estados Unidos, aunque probablemente se traslade pronto a otros países.

Ahora, las malas noticias son puramente contables: las cuentas del último trimestre de 2018 no cuadran en absoluto, aunque sirven para ilustrar muy bien el dilema que actualmente vive la compañía. Aunque ganan usuarios de forma constante y sostenida, no consiguen todos los ingresos que esperaban lograr.

¿Cuál es el problema o problemas? Son varios, y en Netflix ya han comenzado a arreglarlos, subiendo precios para empezar. El objetivo ahora es aumentar la rentabilidad de cada uno de esos suscriptores, ya sea ahorrando costes de producción, aumentando el precio de sus planes o, en última instancia, acabando con el chollo de las multicuentas.

8,8 millones de suscriptores más en un solo trimestre

En el último trimestre de 2018, Netflix consiguió convencer a 8,8 millones de personas para que se dieran de alta en su servicio. Es exactamente el crecimiento registrado a nivel mundial.

No hay que olvidar que son usuarios que pagan, que no personas. Es imposible calcular la audiencia real de la plataforma, así que en sus cuentas se limitan a hablar del número de suscripciones.

También creció la facturación un 35% en 2018, doblando los beneficios netos. Son muy buenos datos, pero al parecer no son suficiente. No cumplieron con las previsiones de ingresos, algo que ha hecho que las acciones de Netflix caigan rápidamente en bolsa.

Estas son las TV más vendidas en Media Markt ahora mismo

Un 10% de cuota de pantalla en Estados Unidos

Actualmente, Netflix mantiene dos guerras paralelas: por un lado contra la televisión tradicional y por otra contra el cine. La primera va poco a poco ganándola, y es que en un comunicado presumen de acumular ya el 10% del tiempo de pantalla en hogares estadounidenses. No está mal para ser una plataforma puramente online y sólo de entretenimiento.

El otro dato del que sacan pecho son las visualizaciones de su película A ciegas (Bird Box): 45 millones de cuentas la vieron en la primera semana, un dato que se puede multiplicar si tenemos en cuenta a las personas físicas que la vieron.

Con estos dos datos en la mano, la industria del cine y de la TV por cable tradicional tiene claro que vienen problemas para ellos. En el momento en el que Netflix consiga cuadrar todas sus cuentas y generar los ingresos esperados, podríamos ver el definitivo cambio de paradigma.

Ver ahora: