Skip to main content

Bacterias modificadas convierten carbono en biocombustible

Bacteria modificada convierte CO2 en combustible
user

25/08/2016 - 03:22

Los coches emiten dióxido de carbono cuando queman gasolina, ¿pero qué pasaría si se pudiera revertir el proceso?

Científicos de la Universidad de Washington han diseñado una bacteria que puede hacer precisamente eso: tomar el CO2 del aire y, usando la luz solar, convertirlo en metano y gas hidrógeno.

El organismo produce solamente una cantidad limitada de combustible, pero los resultados podrían conducir a formas de reducir el CO2 en el aire y producir combustible útil al mismo tiempo.

Previamente, investigadores habían identificado bacterias que podían convertir el CO2 en materiales como acetato, que después podían convertirse en combustible en una segunda etapa por otra clase de bacterias. 

El equipo de la Universidad de Washington esperaba poder saltarse el paso intermedio utilizando enzimas "nitrogenasa" que normalmente convierten el gas nitrógeno en amoníaco.

"Se ha apreciado recientemente que esta enzima es algo promiscua y puede hacer otras reacciones, también, sólo que no tan eficientemente", expresó la Profesora Caroline Harwood, co-autora del estudio.

Emisiones actuales alcanzan nivel de extinción de dinosaurios.

Los investigadores diseñaron una bacteria llamada R. palestras para que produjera las enzimas nitrogenasa modificadas mediante la fotosíntesis. Cuando son expuestas a la luz, las bacterias bombean la nueva enzima en cantidad, lo que a su vez convierte el CO2 en metano e hidrógeno en un solo paso.

El único problema es la relación de esos gases: se produce una sola molécula de metano por cada 1.000 moléculas de hidrógeno, lo que significa que no es eficiente para la producción real.

Sin embargo, ir directamente del dióxido de carbono al metano e hidrógeno a temperatura ambiente es un salto importante y podría resultar en una forma más eficiente para crear biocombustibles al tiempo que se reduce el CO2 atmosférico.

El siguiente paso, según Harwood, es modificar la enzima nitrogenasa y la luz para ver si pueden mejorar los rendimientos de metano o producir otros tipos de hidrocarburos y combustibles.

Ver ahora: