Skip to main content

¿Para qué sirven están cápsulas que han colocado en parques y calles de Alemania?

Nidos en Alemania

Ulmer Nest

28/01/2021 - 11:28

Este invierno los vecinos de la ciudad alemana de Ulm han visto sus calles "decoradas" con unas extrañas cápsulas de aspecto futurista. Algunos pensaban que eran algún tipo de exposición artística. Pero se trata de algo mucho más mundano...

A veces, los problemas crónicos exigen soluciones innovadoras. Las personas sin techo que viven en la calle son una preocupación durante todo el año, pero el problema se agranda en invierno, en donde muchas de ellas fallecen por las bajas temperaturas.

En Alemania tienen buena cobertura social para los indigentes, pero muchos de ellos, por razones psicológicas o porque tienen una mascota (que no están permitidas en muchos centros de acogida), no quieren dormir en los refugios sociales.

Para impedir que las personas que viven en la calle se mueran de frío en invierno, en la ciudad alemana de Ulm, de unos 125.000 habitantes, han comenzado a colocar en las calles y parques lo que llaman cápsulas del sueño o Nido: unos habitáculos con calefacción para pasar la noche.

Nidos para indigentes

Ulmer Nest

Estas cápsulas han sido fabricadas con materiales aislantes y disponen de paneles solares que proporcionan luz y calefacción. Se cierran por dentro, para mantener la seguridad y privacidad de sus usuarios. Tras su uso, se limpian profesionalmente.

Otra característica de estos nidos es que están conectados a Internet, para que los servicios sociales puedan controlar cuándo están en uso, y comunicarse con los inquilinos por si necesitan ayuda.

Tienen espacio para dos personas, o para una persona y una mascota.

Las cápsulas para indigentes han tenido una buena acogida tanto entre las personas sin techo como entre los residentes de la zona. Se han dado casos de vecinos que bajan a la calle para entregar una taza de café caliente a las personas que han dormido en los nidos.

De momento, tal como explican sus creadores en Bored Panda, se trata de un proyecto piloto que aún está en fase de estudio en Ulm. Aclaran que no se trata de una programa de refugio permanente de bajo coste, sino de una solución de emergencia para que los indigentes puedan superar las noches frías del invierno.

En función de su éxito y aceptación, se ampliará a otras ciudades alemanas.

Y además