Skip to main content

Una mujer es acusada de malversación de fondos porque no devolvió una película en VHS que alquiló hace 21 años

Sabrina VHS

eBay

02/05/2021 - 07:00

Durante dos décadas, Caron McBride ha sido considerada una delincuente por las autoridades de Oklahoma, sin ella saberlo. ¿Su delito? No devolver una cinta VHS a tiempo...

Imagina que vas un día a la Jefatura de Tráfico a renovar el carnet de conducir, pero el funcionario se niega a dártelo, porque estás fichado como delincuente a la fuga. Cuando pides más detalles, te comunican que estás acusado de malversación de fondos.

Eso es lo que le ocurrió a Caron McBride, una mujer residente en Oklahoma. "Cuando escuché lo de malversación de fondos, pensé que me iba a dar un ataque al corazón", explica la acusada en las noticias de la Fox.

El funcionario de tráfico le dió el número de la comisaría del condado, para que se pusiera en contacto con ellos. Caron McBride pasó un mal rato jurando a todo el mundo que ella no había hecho nada, y pensando que acabaría esposada y en el calabozo. Malversar fondos parece algo muy serio...

En comisaria le explicaron que la acusación era cierta, pero Caron McBride no podía creerse de dónde procedía: la denuncia era de un videoclub, por no devolver una película VHS que alquiló hace 21 años.

Hoy en día los más jóvenes no saben ni lo que es una cinta VHS, y al resto ya nos parece casi historia antigua, aunque apenas han pasado un par de décadas. Antes de Netflix, del streaming y de los formatos digitales, las películas se alquilaban de forma individual en formato físico: desde los actuales DVDs o Blu-ray, a su predecesora, la cinta VHS.

El alquiler solía durar 24 o 48 horas, y si en ese plazo no devolvías la película al videoclub (la tienda de alquiler), te cobraban un recargo. Mucha gente, por olvido o pereza, no devolvía la cinta. En aquella época eran caras para los videoclubes, que pagaban más por ellas que un particular, al usarlas para hacer negocio. A ellos les costaba alrededor de los 180 euros.

Tocadiscos de vinilo

Tocadiscos Voksun de tres velocidades

Este es el tocadiscos más vendido de Amazon. Integra dos altavoces, se conecta por Bluetooth, y acepta vinilos a tres revoluciones diferentes: 33, 45 y 77 rpm. Viene con un estuche vintage en forma de maletín, para un fácil transporte. Apenas cuesta 60 euros.

Eso es lo que pasó con Caron McBride: la denuncia se remontaba 21 años atrás en el tiempo, a marzo del año 2000, cuando un videoclub de Norman, una localidad cercana, la denunció por no devolver la cinta VHS de la película Sabrina, Cosa de Brujas.

Caron no recordaba haber alquilado nunca esa cinta, pero en aquella época vivía en Norman con un hombre que tenía dos hijas pequeñas, y seguramente él la alquiló en su nombre, y nunca la devolvió.

Tras encontrar a la delincuente fugada, la policía rastreó al videoclub y descubrió que había cerrado en 2008 (¿quizá porque demasiada gente no devolvía las películas?). Así que a Caron McBride le retiraron los cargos.

Pero ahora la queda la duda de si en estos 20 años, su condición de delincuente fugada le ha cerrado algunas puertas en algún trabajo, beca estatal o similar, sin que ella lo sepa.