Skip to main content

Péptidos cifrados, el antibiótico natural que la Medicina acaba de encontrar en nuestro interior

peptidos antibacterianos

05/11/2021 - 13:09

Desde la Universidad de Pensilvania se ha llevado a cabo una investigación que ha descubierto la posible respuesta a futuras bacterias dañinas, unos péptidos que se encuentran en nuestro propio cuerpo.

La salud es una de las tres cosas importantes de la vida. En los últimos tiempos nos hemos preocupado más por los gérmenes y las bacterias, lo que ha llevado a realizar estudios en el campo sanitario para evitar futuras enfermedades.

Justamente en uno de estos estudios, basados en encontrar respuestas a bacterias que pudieran dañarnos en el futuro, la Universidad de Pensilvania ha realizado un descubrimiento interesante. El cuerpo humano contendría péptidos potencialmente antibacterianos.

Los han encontrado utilizando un algoritmo, pero antes de llegar a ello han estudiado multitud de productos para buscar péptidos con estas capacidades. Las bacterias se han vuelto más resistentes a las drogas y se ha recurrido al estudio del té verde, la flor del tabaco, la leche materna e incluso veneno de serpiente.

Peptidos

Tras esa búsqueda, resulta que nuestro propio cuerpo era el que tenía la respuesta. Se ha encontrado gracias a una búsqueda de proteínas que tuvieran unas propiedades concretas, que las haría potencialmente valiosas para la lucha contra las bacterias.

En la búsqueda encontraron una serie de péptidos con una longitud de entre ocho y 50 aminoácidos, una carga positiva y que contenían tanto piezas hidrófobas como hidrófilas. Esta búsqueda arrojó 2.603 resultados y, curiosamente, no tenían conexión con el sistema inmunológico. Así fue como se les ha denominado péptidos cifrados.

VIDEO

Así evolucionan las bacterias para enfrentarse a los antibióticos

Se cogieron 55 de esos péptidos cifrados y se les inocularon bacterias que se pueden encontrar en un hospital, pero que también son muy resistentes, como el E.Coli o el Estafilococo. El resultado fue que el 63% de los elegidos crearon defensas antibacterianas.

Según César de la Fuente, investigador jefe del estudio, "No solo combatieron las bacterias (…)también se dirigieron a organismos comensales del intestino y la piel que son beneficiosos para nosotros".

La investigación se continuó desarrollando en ratones y descubrieron que los péptidos cifrados son mejores de lo que pensaban. Tienen la capacidad de combatir las bacterias como algunos antibióticos, pero sin la toxicidad que estos tienen aparejada.

¿Un método para que las bacterias no se hagan más fuertes?

Con la toma de medicamentos, las bacterias se vuelven más fuertes. Se adaptan a ellos y por eso cada vez necesitamos dosis más grandes. Es uno de los principales problemas a atajar y los péptidos cifrados también tienen algo que decir.

Al parecer, en vez de atacar directamente a la bacteria, las moléculas encontradas permeabilizan su membrana exterior para penetrar y destruirlas. Las bacterias necesitarán muchas más generaciones para conseguir endurecer su membrana externa, lo que hace que los péptidos también son evitarían que las bacterias mejoren tan rápido.

Etiquetas:

Salud, Bacterias

Y además