Skip to main content

Por qué no existe un único estándar de cargadores para coches eléctricos

Varios coches eléctricos recargando en la calle

29/04/2018 - 13:18

Cargar un coche eléctrico puede ser una odisea si es la primera vez que te pones al volante de uno de estos vehículos. No creas que es tan fácil como llegar a cualquier punto de carga, enchufar y ¡listo! En lugar de eso, tarde o temprano acabarás descubriendo que existen diferentes conectores de carga en función de la marca del coche y el instalador del punto de carga.

Antes de seguir avanzando debes comprender que si hablamos de cargar un automóvil eléctrico, hay tres conceptos que muchas veces se confunden: tipos de conectores, tipos de recarga y los diferentes modos de carga. Es importante tenerlos claros, porque con ellos se explica buena parte de la situación del coche eléctrico a día de hoy.

La primera opción es la que vamos a tratar ya que se refiere a los enchufes que se utilizan para recargar un vehículo eléctrico. Como no existe una estandarización en los conectores a nivel mundial, cada fabricante y empresa ha sido el que ha acabado decidiendo si utilizar uno ya existente o crear uno nuevo. Y así hemos llegado a la situación de tener conectores Mennekes, CHAdeMOs y un largo etcétera.

Aunque ha habido un intento de estandarizar los diferentes cargadores de coches eléctricos entre los fabricantes alemanes y los norteamericanos con el sistema combinado, todavía no es una situación obligatoria para todos a nivel mundial.

Comparativamente hablando los conductores de automóviles convencionales disfrutan de un sistema estándar que en la movilidad eléctrica no existe. El carburante se puede conseguir en cualquier gasolinera y mientras tanto, un propietario de un vehículo eléctrico se ve perjudicado al no poder enchufar su coche en cualquier electrolinera, y muchos creen que ese es el motivo por el que el sector no avanza al ritmo que debería.

La historia de los coches eléctricos nos demuestra que esta situación no ha sido siempre así, ya que a finales de los años 90 se utilizaban solamente dos tipos de conectores: un cargador cuyo sistema de recarga formó la base del sistema actual J1772 y un segundo que cargaba a través de una conexión inductiva.

La guía de cables de carga para coches eléctricos

El problema podría establecerse en este punto por la división de estaciones de carga; la mitad de ellas utilizaba uno y la otra parte otro incompatible. Vimos cómo se dividió la industria por el egoísmo económico o un intento de separarse de la competencia, y fuera como fuese, al final todos estamos pagando una decisión incorrecta.

Algunas organizaciones internacionales del sector automovilístico (SAE, ACEA, etc.) han intentado unificar cargadores, y de esta manera ha sido como se ha creado el enchufe combinado o CCS diversificándose a su vez en Combo 1 para EE.UU y Combo 2 para Europa.

Por si no fuera suficiente con que cada país y fabricante decida su propio cargador como el CHAdeMO de Japón, resulta que algunas empresas como Tesla han decidido crear su propia infraestructura para sus clientes diversificando aún más toda esta situación. Al final, lo que tenemos son muchas empresas siguiendo muchos caminos diferentes (e independientes) para ganar la batalla del coche eléctrico antes que sus adversarios.

Así es la experiencia de cargar un coche eléctrico en Madrid

Llegados a este punto, ¿por qué no existe una regularización para conectar coches eléctricos. Hemos hablado con Javier Julve, Business Development en Electromaps, para entender cómo es posible que haya sucedido esta situación.

"Cada región quiere tener el control tecnológico de los enchufes y es una decisión política. Hay que tener en cuenta que las condiciones de la red varían entre los distintas regiones", por ejemplo:

  • En Europa la red eléctrica funciona a 230V con una frecuencia de 50Hz.
  • En USA  la red eléctrica funciona a 110V con una frecuencia de 60Hz.
  • Japón es una combinación de las dos anteriores.
  • China: 230V 50 Hz.
Conector Fases en CA Corriente Zona de origen
CHAdeMO   Continua Japón
Tipo 1 o Yazaki Monofásica Alterna Japón y América del Norte
Tipo 2 o Mennekes Mono y Trifásica Alterna Europa
CCS Combo 1  Monofásica Continua y Alterna América del Norte
CCS Combo 2 Mono y Trifásica Continua y Alterna Europa

Esta diferencia en las características de las redes eléctricas de cada parte del mundo ya supone de por sí una barrera importante ante el reto de unificar los cargadores de coches eléctricos. Si reducimos un poco las ambiciones, ¿podría llegar a existir al menos un único estándar de cargador para todos los países europeos? Hay pistas que apuntan a que un estándar europeo sí es posible.

¿En el futuro se unificarán todos los cargadores en Europa?

En Europa se ha acordado el siguiente estándar:

  • Modelo Tipo 2 para corriente alterna (AC), recarga menor a 43 kW.
  • Modelo CCS o combo para corriente directa (DC), recarga rápida hasta 350kW.

Según Javier Julve "creemos que se homogeneizarán en 2020 en Europa. Todas las marcas europeas trabajan con el estándar tipo 2 (AC) y CCS (DC). La red de recarga superrápida Ionity promovida por las marcas funcionará con este último".

Shell se suma a la red de carga de coches eléctricos Ionity

Como medida para conseguir consolidar un cargador, Holanda y otros países europeos han establecido como regla que todos los puntos de carga tienen que estar operativos para las diferentes “tarjetas de recarga” en las electrolineras y en cuanto a los enchufes (por lo menos de carga rápida), deben ser multiformato.

Es necesario avanzar y entre todos los fabricantes se deberá utilizar un único estándar de cargador para coches eléctricos, como ocurre con los vehículos habituales. Cuanto antes entiendan esto todos los responsables del sector automovilístico, antes avanzará la movilidad eléctrica entre los gobiernos y los posibles compradores.

[Más información: GreenT, RAC.co.uk]

Ver ahora: