Skip to main content

Usos ingeniosos de los palillos de dientes que te gustaría haber descubierto antes

Palillo de dientes

Getty Images

01/04/2021 - 06:45

Aunque a priori cueste creerlo, algo tan sencillo como un palillo de dientes puede tener infinidad de aplicaciones. Presta atención a algunos de sus usos más ingeniosos que te gustaría haber descubierto antes.

Estamos rodeados de infinidad de objetos que utilizamos a diario a los que siempre damos el mismo uso. Pero, si damos rienda suelta a nuestra imaginación y somos un poco creativos, podemos encontrar muchas aplicaciones más para sacarle el máximo partido a cada pequeña cosa que tenemos en casa. 

Anteriormente hemos visto algunos usos prácticos de las pinzas para la ropa, cómo aprovechar al máximo las perchas de nuestro armario, todo lo que pueden ofrecer los estropajos de la cocina o los increíbles usos alternativos que puede tener la aspiradora.

Esta vez nos vamos a centrar en los palillos de dientes. A pesar de que es un objeto de lo más simple, estas pequeñas, ligeras y delgadas barritas de madera pueden servir para muchas más cosas de las que crees. 

Si tienes curiosidad, toma nota de los usos más ingeniosos de los palillos de dientes que te gustaría haber conocido antes:

  • Evita que el contenido de una olla se derrame. Un simple palillo es una solución eficaz para que no se derrame el agua hirviendo de una olla. Colócalo entre la tapa y la olla para que el vapor pueda salir, y de esta forma evitarás que el contenido se acabe saliendo.
  • Dosifica mejor las salsas. ¿Sueles pasarte a la hora de poner salsa en las patatas o la ensalada? Lo puedes solucionar con un truco muy sencillo: en lugar de retirar el sello de aluminio del bote de salsa, perfóralo con un palillo.
  • Limpia tus dispositivos. Si estás limpiando un aparato y no puedes acceder a los pequeños agujeros y hendiduras para quitar la suciedad, prueba a usar un palillo humedecido con un poco de alcohol.
  • Enciende velas sin quemarte. Si no tienes cerillas ni un encendedor telescópico, prende un palillo y úsalo para encender las velas sin quemarte. 
  • Repara pequeños orificios en la madera. ¿Has puesto un clavo en un lugar equivocado? No pasa nada, si tienes que reparar pequeños orificios en la madera, sumerge un palillo en pegamento, introdúcelo en el agujero y rómpelo. Después, líjalo a ras de la superficie y la pieza quedará como nueva.