Skip to main content

La DGT lo deja claro: ¿te pueden multar por avisar de la posición de un radar?

Radar fijo

11/02/2021 - 10:10

Esta es una de las grandes dudas que se ha tenido siempre en carretera, ¿se puede avisar sobre dónde están situados todos los radares?

Todos conocemos dónde están instalados algunos de los radares fijos de la DGT y el mismo GPS en ocasiones nos alerta sobre la situación de alguno para que controlemos la velocidad o por si un conductor puede frenar de forma brusca, pero desde siempre ha existido la duda sobre si es legal avisar sobre la colocación de estos.

Hay que tener claro antes de solventar la duda que no es lo mismo un radar fijo que uno de los que pone la policía en algún momento para controlar el tráfico, sea desde sus furgonetas o en controles puntuales en los que se esconden de los conductores. Estos casos son distintos, a pesar de que herramientas como Apple Maps permitirán avisar de todos ellos.

En este segundo caso se puede incurrir en un delito, los radares móviles tienen sus particularidades y se sanciona si un conductor avisa a otro sobre un control policial, pero con los radares fijos estamos hablando de una información que es pública.

Para aclarar qué ocurre con los radares fijos, en la cuenta de Twitter de la DGT se ha publicado que es completamente legal avisar sobre su situación, tal como hacen los GPS o se comparte en medios con su instalación o las cifras de los que ponen más multas.

Mientras no se utilicen elementos tecnológicos como detectores o inhibidores, el trato de información sobre los radares fijos es libre y se considera que esta es pública y puede ser anunciada, compartida y publicada.

Sin embargo, en Autobild informan que con los radares móviles es distinto. Según la información de Tráfico, la "lista publicada por la DGT especifica los tramos de carretera en los que suele situar controles de velocidad, pero sin detallar el punto kilométrico exacto, como pasa con los radares fijos". Tal como se puede entender, existen ciertos matices en este aspecto.

En definitiva, las diferencias se crean en función del tipo de radar del que se esté hablando: si es fijo no hay problema, con los móviles no es legal avisar sobre su colocación exacta.