Logo Computerhoy.com

Las mejores técnicas de conducción para ahorrar gasolina

coches motor ferrari

Si quieres conducir de una forma eficiente y ahorrar combustible has llegado al lugar adecuado, vamos a darte una serie de consejos para tu bolsillo no se resienta al repostar.

El precio del combustible no deja de aumentar y eso hace que nos enfrentemos a una situación complicada a la hora de realizar viajes por carretera. Y, es que, el querer ahorrar cada vez se ha vuelto complicado, pero no imposible.

Teniendo en cuanta la situación hay que acostumbrarnos a ciertos hábitos a la hora de conducir para intentar reducir al máximo el gasto de combustible y economizar cada gota de este preciado líquido para exprimirla.

No es nada fácil cambiar la forma en la que uno conduce, pero hay que hacer un esfuerzo para que el bolsillo no se resienta. Antes de empezar con las técnicas lo primero a dejar claro es que no hay que aplicarlas todas de golpe.

Estas técnicas se dividen tanto en las que se aplican antes de conducir y las que se realizan durante la conducción. Vamos a empezar por los consejos básicos y que caen de cajón antes de empezar a conducir.

El coche ha de haber pasado la ITV o tener un mantenimiento constante, esto asegura que siempre esté en sus mejores condiciones y pueda ofrecer un rendimiento adecuado al gasto de combustible.

Este mantenimiento incluye tanto el inflado de las ruedas a la presión correcta como el revisado del motor. Además, si hay elementos extra en este vehículo que no sean necesarios para la conducción se deberán quitar.

Lo que hace esto es reducir el peso del vehículo y, por lo tanto, evitar que el vehículo consuma más por tener mucho más peso. Los elementos comunes son las sillas para infantes y también elementos del maletero que sobren.

En el verano lo mejor es tener el coche en una zona con sombra como un garaje, así a la hora de utilizar el vehículo la necesidad de aire acondicionado o climatizador será mejor. En invierno lo mejor será limpiar el hielo de forma manual en lugar de encender el motor.

Si el viaje es largo, planificar la ruta es siempre la opción ganadora. Esta planificación debe evitar lugares con mucho tráfico o que obliguen a cambiar de marcha. También se han de reducir los frenazos al mínimo posible.

Durante la conducción los consejos son más específicos. Pisar el acelerador en exceso hace que el gasto de combustible sea mucho mayor, lo mismo ocurre si no se va frenando con tiempo antes de hacer una detención completa.

En el caso de los viajes por autopista lo más recomendable son los viajes a una misma velocidad, evitando así modificar cómo el vehículo se comporta durante este trayecto. En el caso de hacer paradas, si van a ser de más de un minuto lo mejor es apagar el coche.

Todos estos son consejos para conseguir que la conducción sea mucho más eficiente y, por lo tanto, se reduzca el consumo de combustible en el vehículo haciendo que el ahorro sea notable a la hora de realizar viajes y pequeños trayectos en coche.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Viajes

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.