Skip to main content

Un futuro libre de cables, Intel trabaja para crear ordenadores totalmente inalámbricos

conexión

Deposit

21/05/2020 - 14:44

  • Intel ha comprado River Networks por sus soluciones para redes inalámbricas .
  • Después del Wi-Fi, Intel apuesta por impulsar la conexión Bluetooh de los ordenadores.
  • Su objetivo es liberar el escritorio de todos los cables que conectan los PCs a sus periféricos.

Hoy se ha conocido la noticia de que Intel ha comprado Rivet Network, la compañía que hay detrás de las tarjetas de red para gaming Killer. Este paso junto a otros parece encauzar a la compañía hacia un futuro proyecto para impulsar las tecnologías inalámbricas

Una entrevista reciente del vicepresidente del Intel Client Computing Group, Eric McLaughlin, PCWord desvela que la empresa tiene en mente un posible ordenador completamente inalámbrico. Según el entrevistado, en la industria de los PCs habría varios problemas sin resolver y uno de ellos parece ser la dependencia a los cables. 

McLaughlin explica que la conexión Bluetooth de los móviles está mucho más optimizada que la de los ordenadores. "Estamos buscando formas de mejorar las capacidades de Bluetooth que se encuentran en su sistema y, básicamente, llegar a un punto en el que tiene múltiples soluciones de Bluetooth conectadas a su plataforma". Imagina conectar a través de esta tecnología los altavoces, el teclado, el ratón y otra serie de periféricos que ahora terminan usando el cable.

Aquí es donde entraría la compañía Rivet Network que ha desarrollado un software para, mediante inteligencia artificial, identificar la señal de Wi-Fi que aporta mayor rendimiento y potenciar así la velocidad de red. Este sería el objetivo de Intel, pero aplicado también al Bluetooth.

La conexión Bluetooth de un PC debe conectarse a múltiples radios, varios dispositivos que compiten por la atención del ordenador y todos necesitan conexiones sólidas. Si jugamos usando el teclado y el ratón a la vez, hará falta una conexión muy rápida y sólida para que las órdenes que le damos al juego no tengan retrasos que perjudiquen la partida, por ejemplo. 

Para McLaughlin la compra de Rivet, abre la posibilidad de Intel de explorar el uso de dispositivos con tecnologías inalámbricas con velocidades superiores a los 60 Hz. Ahora que estamos entrando en una nueva etapa tecnológica plagada de conexiones y dispositivos comunicándose por todas partes, tiene más sentido que nunca liberar nuestro escritorio de los infinitos cables que los surcan.