Skip to main content

Apple pide disculpas por las escuchas humanas de Siri, promete cambios

siri

28/08/2019 - 22:01

Apple acaba de publicar un comunicado en el que pide disculpas por las escuchas humanas de Siri, y anuncia cambios en los métodos de entrenamiento de su asistente virtual. A partir de ahora pedirá permiso a los usuarios para escuchar sus grabaciones, y solo lo harán empleados de Apple.

No deja de ser sorprendente que las compañías tecnológicas hagan las cosas correctamente solo cuando les pillan con las manos en la masa. Y también resulta chocante comprobar lo que les cuesta pedir disculpas. Aunque es cierto que esta vez, Apple lo ha hecho. Hay que bucear hasta la mitad del comunicado para encontrarlas, y solo son dos palabras ("We apologize") pero bueno, ahí están.

Pongámonos en situación: hace unas semanas, la confesión a la prensa de una persona externa contratada por Apple desveló que la compañía de la Manzana estaba contratando a personas externas para escuchar conversaciones grabadas por Siri, con el objetivo de mejorar el entrenamiento del asistente virtual. El problema es que, primero, Apple no avisaba en ningún sitio de que grabaciones de Siri eran escuchadas por humanos, y segundo, que esos humanos eran personas que no trabajan en Apple. Una de ellas confesó que había escuchado conversaciones sexuales, citas médicas, e incluso delitos. Tirando del hilo, al final se ha sabido que Google y Amazon han hecho lo mismo, con sus respectivos asistentes virtuales.

Homepod

Homepod

HomePod es el altavoz inteligente de Apple. Cuenta con unas dimensiones 17,2 centímetros de alto y 14,2 centímetros de ancho y tiene integración total con AirPlay y dispositivos compatibles con HomeKit. 

En el comunicado de hoy, Apple afirma que "la privacidad es un derecho fundamental del ser humano". Asegura que ellos no monetizan los datos de Siri ni venden información ni publicidad a nadie.

Cuando Siri lee nuestros mensajes lo hace en modo local, y no sube estos textos a sus servidores. Para poder gestionar las peticiones a cada usuario se le asocia un identificador aleatorio, junto a una cadena de números que identifica su dispositivo. Cada seis meses estos identificadores se borran, y se asignan otros nuevos.

Apple asegura que este proceso es único entre los asistentes virtuales, dando entender que la competencia no es tan privada. Pero es justo este procedimiento, que sí parece bastante privado, el que hace aún más incomprensible que hayan contratado a gente externa a Apple para escuchar las conversaciones grabadas de sus clientes. ¿Por qué no lo han hecho dentro de la empresa? Si un cliente compra un iPhone o un Apple HomePod asume que sus datos van a ser manejados por Apple, y no por una empresa desconocida que no tiene nada que ver con Apple.

En el comunicado, Apple anuncia tres cambios importantes.

Primero, no van a guardar grabaciones de Siri para los entrenamientos de la IA. Solo usarán transcripciones realizadas por ordenador (es decir, no serán escuchadas por humanos).

Segundo, los usuarios tendrán la opción de decidir si permiten que algunas de sus grabaciones (en torno al 0.2%), se usen para entrenar a Siri.

Tercero, las grabaciones de los usuarios que acepten participar solo será escuchadas por empleados de Apple. Cualquier grabación inapropiada que no tenga que ver con el entrenamiento en sí, será borrada inmediatamente.

Son medidas razonables y aceptables, si has decidido usar un asistente virtual. Pero esto genera la gran pregunta: ¿no deberían haberse implantado desde el primer día, y no cuando se filtran las prácticas tan poco privadas a la prensa?

Tags:

#Apple