Skip to main content

10 mitos sobre el verano que pueden poner en peligro tu salud

Mitos falsos del verano

18/07/2018 - 15:41

El verano ya está aqui, y con él los mitos y tópicos del verano que se han transmitido durante generaciones.

Por definición un mito es, básicamente, literatura. Tradiciones orales o invenciones puras y duras, que tienen muy poca base científica. La mayoría de las veces son inofensivos, pero hay que tener cuidado con los mitos falsos que pueden afectar a nuestra salud.

En verano se ponen de moda tópicos relacionados con los cortes de digestión, la exposición al sol, o las picaduras de insectos, que en su mayoría son falsos. Si los seguimos, podemos meternos en problemas. Por eso vamos a echar un vistazo a 10 mitos sobre el verano que pueden poner en peligro tu salud. Los hemos resumido en este vídeo:

Bañarse en la piscina sirve como ducha

Teniendo en cuenta que mucha gente se mete en la piscina después de sudar, sin ducharse, o que incluso hace sus necesidades ahí dentro... ¿A quién se le ocurre pensar que bañarse en una piscina equivale a ducharse?

Aunque las piscinas tienen cloro que mata parte de los gérmenes, el agua aún contiene bacterias. Así que no sirve como ducha. Lo mismo se aplica a los baños en el mar.

No puedes quemarte si está nublado

Playa

Cuidado, este es uno de los mitos sobre el verano que pueden poner en peligro tu salud. Mucha gente cree que si está nublado el sol no quema, o quema menos. No es cierto. Lo que afecta a la piel son las radiaciones ultravioleta, y esas atraviesan las nubes sin ningún problema. Aunque no veas el Sol, sus efectos en la piel siguen actuando al 100%.

La mejor protección solar la tienes en Amazon

Las personas de raza negra o con piel oscura, no necesitan protección solar

Otro mito falso del verano que puede ser peligroso si nos confiamos demasiado. Es cierto que las personas que tienen la piel oscura están más protegidas contra el sol, pero también se ven afectadas por los rayos ultravioletas y la radiación, si pasan tiempo bajo el sol. También deben ponerse protección solar.

Si te bañas después de comer se corta la digestión y puedes morir

Mitos falsos del verano

Este es uno de los mitos del verano que son falsos, más populares. ¿Qué madre no ha obligado a su hijo a esperar un par de horas después de comer, antes de bañarse en la piscina o en el mar?

Pero no tiene fundamento científico. El agua no corta la digestión. Como mucho se puede producir algún calambre porque la mayoría de nuestro cuerpo está ocupado en hacer la digestión.

Dependiendo de las personas, un cambio brusco de temperatura, como por ejemplo pasar del calor sofocante al agua helada, sí puede provocar vómitos o malestar de estómago, pero eso puede pasar incluso aunque no hayas comido. Simplemente entra en el agua poco a poco, y listos.

Si te pica una abeja, succiona el aguijón con la boca

picadura insecto

Otro mito sobre el verano que puede poner en peligro tu salud. Si te pica una abeja, en efecto, hay que sacar el aguijón. Pero raspar con el dedo puede hacer que se infecte la picadura, por culpa de las bacterias. Y si succionas el aguijón con la boca el veneno puede infectar la propia boca, una úlcera, una encia, etc.

Lo que hay hacer es presionar la zona alrededor del aguijón para que salga solo, o usar unas pinzas. Pero nunca raspar con el dedo o absorber con la boca.

La mantequilla alivia las quemaduras solares

Este es uno de esos tópicos sin sentido que nadie sabe de dónde ha salido. Ponerse mantequilla en un quemadura no solo no alivia el dolor, sino que puede incrementarlo. Además la mantequilla puede contener bacterias que provoquen una infección.

Si tienes una quemadura solar puedes ponerte gel de aloe vera. O mejor aún, acude a una farmacia, o al médico, y ellos te aconsejarán el medicamento que necesitas.

Comer ajo ahuyenta a los mosquitos

Picadura de mosquito

Wikipedia

Como mucho, comer ajo alejará a otras personas de tu mal aliento, pero los mosquitos ni se inmutarán.

Se ha comprobado, eso sí, que los mosquitos no se acercan a las flores de lavanda. Ponte un poco de aceite de lavanda detrás de las orejas, y entonces sí, los mosquitos huirán de tí. Y si no quieres oler a flores, usa un repelente de mosquitos.

Puedes resfriarte con el aire acondicionado

mantenimiento aire acondicionado

Este es uno de los mitos del verano más conocidos. Y cómo la mayoría de los mitos, es falso. Exponerte al aire acondicionado no va a provocarte un resfriado.

Lo que produce los resfriados son los cambios bruscos de temperatura, que debilitan el sistema inmunológico. Si alguien cercano ha sufrido un resfriado hace poco y tienes las defensas bajas, lo más probable es que también lo pilles.

Cómo limpiar los filtros del aire acondicionado

Si usas aire acondicionado evita los cambios bruscos de temperatura. Si en la calle hace un calor sofocante, no pongas el aire acondicionado muy bajo, o evita encenderlo hasta que tu cuerpo coja la temperatura ambiente de la casa u oficina.

El agua salada del mar cura las heridas

A estás alturas ya deberíamos saber que todo líquido expuesto al aire libre, tiene bacterías. Y el agua del mar, aún más. A fin de cuentas ahí se alimentan, mueren y defecan millones de animales. Además la sal aumenta el dolor. 

Si has sufrido una herida con corte y sangre, desinféctala con agua oxigenada, o incluso agua y jabón natural, y tápala con una tirita, gasa o venda. Si es necesario, acude al médico.

Cuando hace calor, cualquier bebida te quita sed

No es cierto. Las bebidas con mucho azúcar, o con alcohol, te refrescan pero no calman la sed a medio plazo, Enseguida volverás a tenerla.

Hemos visto 10 mitos sobre el verano que pueden poner en peligro tu salud. ¿Conoces alguno más?

Te recomendamos