Logo Computerhoy.com

Qué son las tarifas indexadas de luz y gas y por qué la OCU advierte de su peligro

Hogar
Subida bajada de la luz

La OCU lo acaba de alertar, mucho cuidado con las tarifas indexadas de la luz ya que entre unas y otras puede haber variaciones de hasta 100 euros. Estos aconsejan compararlas y tener mucho ojo con cualquier tipo de estafa.

La factura de la luz está por las nubes y buscamos multitud de opciones que nos permitan rebajar aunque sea algunos euros nuestra factura.

Desde ComputerHoy ya lo hemos ido cubriendo, ofreciendo diferentes técnicas de reducción y comparando diferentes electrodomésticos para encontrar el más óptimo.

Partamos de la base y expliquemos qué son las tarifas indexadas: es aquella en la que el usuario abonará la energía consumida al mismo precio al que la comercializadora la ha comprado. Este mercado establece un precio por cada hora del día, es decir, un total de 24 precios diferentes a lo largo de la jornada.

Con esto, el cliente abonará la cantidad consumidaal precio que establece diariamente el mercado, así como un margen a modo de cuota mensual a la comercializadora.

Existen dos modalidades de tarifas indexadas: 

  • Pass through: el usuario se compromete a abonar tanto el precio de la energía comprada por la comercializadora como de todos los costes que se generan: pérdidas, pagos por capacidad, desvíos, etc (muy volátil).
  • Pass pool: el único concepto variable al que el cliente tiene que hacer frente es al del precio de la energía.
Factura luz

El problema de todo esto y donde hace hincapié la OCU es en la falta de información por parte de las compañías eléctricas a la hora de explicar más a fondo cómo esto va a afectar a su factura de la luz mensual.

Para ello, ha estudiado 20 tarifas indexadas diferentes. Las conclusiones que ha extraído son las siguientes, aunquepuedes consultarlo también en su web:

  • La mitad no explica cómo calcula el precio de coste: solo 4 explican minuciosamente esto. En el resto, la información brilla por su ausencia.
  • Grandes diferencias en los recargos, de 18 a 138 euros: una de cada dos tarifas aplica un recargo en la potencia contratada sin decirlo explícitamente, resultando más cara de lo que parece según su publicidad.

Desde la OCU son claros: "esta opacidad es contraria a las normas sobre información de tarifas, que exigen que sea clara, comparable y actualizada. Por eso desde OCU pedimos a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que intervenga y ponga orden".

Añaden que en las páginas webs debe aparecer todo detallado y así, esta manera, los consumidores y las autoridades podrán comprobar si se están aplicando bien las revisiones de precios y las demás condiciones de la tarifa original.

Descubre más sobre autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Precios, Hogar, Economía

Hoy destacamos

Y además