Red neuronal aprende a identificar criminales por sus rasgos faciales

reconocimiento facial

Xiaolin Wu y Xi Zhang, dos investigadores de la Universidad de Shanghái Jiao Tong en China, han desarrollado un programa que permite identificar a los criminales atendiendo a sus rasgos faciales. 

La idea de que los delincuentes comparten una serie de patrones físicos similares nació en el siglo XIX, poco después de la invención de la fotografía, aunque no fue hasta el año 2011 que se pudo demostrar que es posible diferenciar las personas que infringen la ley de las que la cumplen con solo observar unas fotografías. 

En el caso de la nueva plataforma, los científicos chinos han utilizado una variedad de algoritmos de visión para estudiar y comparar mediante aprendizaje profundo las caras de 1.856 hombres asiáticos de entre 18 y 55 años, afeitados y sin marcas faciales. Del total de participantes, 730 eran criminales que se encontraban cumpliendo su condena o en paradero desconocido. Este grupo incluía los rostros de 235 acusados de delitos violentos, como asesinatos, violaciones o secuestros, mientras que el resto habían habían cometido otro tipo de delitos sin agresión, como fraude o corrupción.

Una vez recopiladas las fotografías, el equipo utilizó el 90% de las imágenes para entrenar una red neuronal de convolución para reconocer las diferencias, y después emplearon el 10% restante. Los resultados del estudio revelaron que la red neuronal tenía la capacidad de identificar correctamente a los delincuentes con una precisión del 89,5%. 

Según Xiaolin y Xi, la red neuronal se basa en tres rasgos faciales para identificar a un criminal. Uno de ellos es la curvatura del labio superior, que es un 23% más grande en los delincuentes. El segundo es la distancia entre las esquinas inferiores de los ojos, que es un 6% más corta en estos individuos. Y por último el ángulo entre dos líneas trazadas desde la punta de la nariz a las esquinas de la boca, que es un 20% más pequeño.

Nueva York usará reconocimiento facial para atrapar terroristas

No obstante, el estudio de los científicos chinos ha sido bastante reducido, por lo que para afirmar que se puede identificar a un criminal por sus rasgos faciales es necesario efectuar el análisis de una muestra muchísimo mayor que incluya además a personas de otras etnias, sexos y edades. 

[Fuente: MIT Technology Review]