Logo Computerhoy.com

EE.UU ya cuenta con Leónidas, su nueva arma de guerra contra drones que usa las ondas microondas

Tecnología
Así funciona Leonidas, la potente arma secreta de EE.UU contra enjambres de drones

El Ejército de Estados Unidos ya cuenta con una nueva tecnología bajo el brazo con nombre Leónidas que, gracias a su emisión de ondas microondas, será capaz de derribar enjambres enteros de drones enemigos.

Epirus, una empresa estadounidense especializada en energía dirigida y en aplicaciones de defensa, ha conseguido un contrato de 66 millones de dólares para la creación de prototipos con el Ejército de Estados Unidos, en un momento en que el servicio intenta contrarrestar un número cada vez mayor de amenazas aéreas en formato drones.

En concreto, esta empresa suministrará su arma de ondas de microondas de alta potencia con nombre Leónidas al ejército estadounidense. Esta arma contra drones puede neutralizar objetivos haciéndoles perder el contacto con sus operadores y logró la derrota de enjambres en múltiples pruebas, superando a seis sistemas preseleccionados. 

"Una y otra vez, hemos visto que los actuales sistemas de defensa aérea están mal equipados para hacer frente a la amenaza de los enjambres de drones autónomos", explica el CEO de Epirus, Ken Bedingfield. "Este contrato aporta una nueva capacidad contra enjambres a la lucha contra los UAS con nuestros sistemas Leónidas rentables, modulares y actualizables".

Como parte del acuerdo, Epirus entregará varios prototipos del arma de microondas Leónidas a finales de este año.

Así funciona Leónidas, el nuevo actor frente a las amenazas de los drones

Lanzada en 2020, el arma de microondas Leónidas puede inutilizar un solo objetivo en espacios abarrotados y múltiples objetivos en una amplia zona, incluidas bases militares y fronteras. Está equipada con amplificadores de potencia de nitruro de galio de estado sólido que permiten altos niveles de densidad de potencia sin necesidad de tecnología especial de refrigeración.

Además, el arma puede disparar un aluvión de formas de onda únicas para explotar las frecuencias a las que los drones enemigos son más susceptibles.

Piloto de drones

Y es que, desde el comienzo de la guerra en Ucrania, el uso de los drones como arma de guerra se han convertido en todo un reclamo. Las imágenes captadas por los drones pueden servir de para planificar ataques militares y también pueden equiparse con explosivos para sembrar el caos desde lejos. Desde luego, una tecnología que hay que combatir.

"A medida que el entorno de amenazas continúa evolucionando, también lo harán nuestras capacidades", han afirmado, asegurando que el Ejército de los EE.UU. está equipado con contramedidas para drones y otras tecnologías eficaces a corto plazo y amenazas de cara a las próximas décadas.

Descubre más sobre autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Hoy destacamos

Y además