Skip to main content

Huawei Matestation S, análisis y opinión

Analisis Huawei Matestation S
A.A.H.

Lo mejor

  • Podemos ampliar RAM y SSD
  • Rendimiento
  • Compacto
  • Gestión de temperatura y ruido

Lo peor

  • Algunas conexiones desfasadas
  • Diseño muy 'de biblioteca'
  • No tiene Wi-Fi 6

23/01/2022 - 16:00

Tras varias semanas de uso como nuestro ordenador para trabajar, os contamos nuestra opinión del Huawei Matestation S en este análisis en el que ponemos a prueba su potencia, os hablamos del software y, claro, del ecosistema de la compañía china.

En ComputerHoy analizamos prácticamente todos los productos que son tope de gama en sus diferentes segmentos. Es cierto que con los móviles nos salimos de esa tendencia y analizamos todo, desde las gamas de entrada hasta los superprémium, pero en el resto hemos pecado de ser algo 'elitistas'.

Sin embargo, llevamos unos meses cambiando el chip y analizando dispositivos más del día a día con una mejor relación calidad precio, ya que son los que, al final, llegan al gran público. Y, precisamente ahí, es donde se coloca este sobremesa de Huawei.

A continuación os contamos qué tal nuestra experiencia con el Matestation S en este análisis en el que vemos qué tal se porta este ordenador que, por unos 550 euros con varios extras ahora mismo, quiere colarse en el salón de casa, en la habitación de un estudiante o en la oficina.

Huawei Matestation S
Dimensiones293 x 93 x 315,5 mm | 4,2 kg
ProcesadorAMD Ryzen 5 4600G
GPUAMD Radeon Vega integrados
RAM8 GB DDR4 a 3.200 MHz
Almacenamiento256 GB M.2 NVMe
Puertos delanterosAuriculares | USB-C | USB-A 3.2 Gen 2
Puertos traserosMicrófono y auriculares | HDMI | VGA | RJ45 | Puerto serie | Alimentación | 2 x USB 2.0 | 2 x USB 3.2 Gen 1
ConectividadBluetooth 5.0 | NFC Huawei Share | Wi-Fi ac a 2,4 GHz y 5 GHz
AlimentaciónFuente interna de 300 W

Apartados del análisis del Huawei Matestation S:

Un diseño que busca pasar desapercibido para colarse en cualquier escritorio

Vamos a empezar por el diseño, aunque realmente en esta ocasión no hay demasiado que contar porque salta a la vista lo que hay.

El Matestation S es un PC de sobremesa compacto que vamos a poder poner en cualquier espacio. 

,

Aunque su elección de colores no me encaja mucho por un motivo que ahora comentaré, lo cierto es que ese gris es el que mejor pega con cualquier estancia, al menos a las que está dirigida el producto.

El frontal es de plástico y cuenta con un diseño con líneas paralelas que, según Huawei, simula el rastro que dejan las estrellas en el firmamento. Se han pasado de poéticos, en mi opinión, pero es cierto que le da un toque distinto.

En el frontal tenemos el logo de Huawei y el botón de encendido, pero también tres puertos muy útiles como el jack de 3,5 mm para auriculares, un USB-C y un USB-A 3.2. Agradezco que haya dos USB rápidos en el frontal, pero echo de menos algún USB-C más.

Y es que, en la trasera tenemos más puertos como los de sonido, el HDMI y más USB, pero dos son 3.2 y otros dos son 2.0. Sinceramente, me habría ahorrado dos USB-A 2.0 para colocar, al menos, un USB-C más.

Pero bueno, realmente es que tenemos un equipo que está mirando a un tipo de usuario muy concreto y la pista nos la da tanto el puerto VGA como el puerto Serie, que tiene más años que muchos de nosotros.

analisis Huawei Matestation S
A.A.H.

Me habría gustado un acabado en color blanco porque, así, quedaría algo más elegante en ciertos setup, como por ejemplo un sobremesa con un monitor cuco para el salón, Esto es muy personal, claro, pero lo que habría visto más útil es un modo de colocación en horizontal.

Y es que, sí, vamos a poder colocar el ordenador en horizontal sin tapar la ranura de disipación de uno de los laterales, pero en el lado contrario no tenemos las típicas patillas de goma y no sé muy bien Huawei por qué no las ha incluido.

Pero bueno, es un ordenador funcional destinado a la habitación de un estudiante que no quiera jugar, a una biblioteca, a una oficina o a un salón para que lo use toda la familia y, aunque tenga ese color tan serio, lo cierto es que no es feo.

El Ryzen 5 4600G demuestra su buen hacer en rendimiento y temperatura

En el interior no hay mucha sorpresa ya que, básicamente, se trata de un PC normal. El procesador es el AMD Ryzen 5 4600G, un SoC que los fabricantes están montando en equipos OEM como este Matestation S.

Tiene un procesador de seis núcleos con doce hilos y una frecuencia de 3,7 GHz de base. El TDP es de 65 W y podemos aumentar el reloj hasta los 4,2 GHz, aunque en este caso, teniendo en cuenta la disipación y la fuente, creo que lo mejor es dejarlo como está.

Hablando de esto, la fuente es de 300 W y la GPU es integrada. Tenemos 8 GB de memoria RAM DDR4 a 3.200 MHz y estos son los resultados de los test sintéticos:

Huawei Matestation S
Cinebench R203.457
Cinebench R15 CPU1.434
Cinebench R15 OpenGL52,61 fps
Geekbench 5 single-core1.090
Geekbench 5 multi-core4.892
PC Mark 105.421

Es un ordenador, como hemos dicho, de andar por casa, de oficina o para estudiantes que no quieran jugar, pero van a poder hacerlo a algunos títulos no muy exigentes y a resolución 1.080p en calidad de gráficos baja, generalmente.

Es un procesador que me ha gustado porque para las tareas de ofimática, creación de trabajos, uso de suites de Microsoft o Google, va realmente bien

El ventilador no hace ruido, lo que habla muy bien de la eficiencia del procesador y su gestión de temperatura gracias tanto al disipador de aluminio, que es bastante grande, como a la litografía de 7 nanómetros.

analisis Huawei Matestation S
A.A.H.

El SSD también acompaña con una velocidad que no está nada mal, sobre todo cuando se trata de abrir archivos, documentos y programas. Tiene una velocidad de lectura de 2.939,19 MB/s y una lectura más lenta, pero que para el uso que vamos a hacer es satisfactoria con sus 1.200 MB/s.

Si queréis ser algo más creativos, hemos editado lotes de fotos RAW en Capture One sin ningún problema, ya que tanto el procesador como la velocidad del SSD cumplen a la perfección. Vídeo no vais a poder editar, al menos con tiempos razonables a la hora de exportar pero, como digo, sí podréis jugar a algunos videojuegos.

analisis Huawei Matestation S
A.A.H.

Entonces, ¿se puede ampliar de algún modo? Lo cierto es que sí, pero está bastante limitado. Tenemos una ranura PCIe en la que podríamos colocar una GPU, pero debe ser una con un tamaño muy, muy reducido y creo que no valdría la pena, ya que no sacaremos más rendimiento que con la integrada y, además, el PC consumirá más energía.

Lo que sí vamos a poder cambiar es el SSD M.2 NVMe, que de base es de 256 GB y me parece algo escaso, y la memoria RAM. De serie viene una pastilla instalada, pero tenemos sitio para otra más. 

Actualizable oficialmente a Windows 11 y con una 'pegatina mágica'

No tendría mucho sentido analizar el software de un sobremesa que no es gaming, pero aquí tenemos un par de cositas que decir.

La primera es que sí, Huawei tiene todo ese lío con Google debido al veto de Estados Unidos, pero siguen montando Windows en sus ordenadores de manera totalmente legal y, además, con soporte de actualización.

De hecho, nosotros hemos estado utilizando el Matestation S con Windows 11 durante estas últimas semanas. Con esto, queda respondida una pregunta que me he encontrado más de una vez en redes estas semanas.

Y, por otro lado, tenemos la pegatina NFC en la parte superior. Es la misma que la del MateBook X (de hecho, cuando conectamos el móvil, es el PC que el móvil cree que tenemos) y esto sirve para tener la pantalla de nuestro móvil Huawei en el escritorio de Windows.

Podemos utilizar todas las apps del móvil sin tener que coger el teléfono y, además, podemos copiar/pegar archivos directamente de este modo, arrastrando entre el PC y una carpeta de archivos.

analisis Huawei Matestation S
A.A.H.

Eso sí, como es habitual en estos casos, es una función compatible únicamente con móviles Huawei, por eso de mantener el ecosistema y todo eso. El que hemos estado utilizando para ello ha sido el Huawei Nova 9 que analizamos hace unas semanas.

Me parece una función de lo más interesante y lo cierto es que funciona muy, muy bien. Es muy cómodo, por ejemplo, tener WhatsApp de este modo en lugar de bajar la app de escritorio o ver Instagram mientras en otra ventana tenemos una app de Windows.

Una minitorre ideal como ordenador familiar o para estudiar

Llegamos al final del análisis del Huawei Matestation S y lo que nos hemos encontrado estas semanas de uso es un ordenador de sobremesa muy básico, pero que para realizar trabajos de universidad, como ordenador casero y de oficina, cumple a la perfección.

El Ryzen 5 4600G rinde muy bien tanto en frecuencia como en temperatura y lo cierto es que tanto con Windows 10 como con Windows 11, la experiencia ha sido fantástica.

Su diseño no me entusiasma y si fuera blanco, creo que me cuadraría un poco más, porque no parecería tanto un PC de oficina o de biblioteca, pero es que... es lo que es.

Me gusta el factor de forma, me gusta que tenga un USB-C delantero, además del USB 3.2 también delante y sí, que tenga un puerto Serie no me encaja demasiado en pleno 2022, pero el VGA y el propio puerto Serie denotan a qué tipo de usuario va enfocado.

Si queréis un ordenador casero, pero que no sea un sobremesa o no queréis gastar demasiado dinero en un todo en uno, este Huawei Matestation S es una muy, muy buena opción.

Nota técnica

85

Y además