Logo Computerhoy.com

Netflix y CD Projekt Red observan que el éxito de The Witcher se repite con Cyberpunk: Edgerunners

Imágenes Cyberpunk Edgerunners

Parece que Netflix ha encontrado la fórmula mágica para adaptar con éxito los videojuegos a la televisión. Y ese éxito repercute también en los creadores de dichos videojuegos.

Los éxitos de The Witcher y la nueva serie Cyberpunk Edgerunners en Netflix producen también beneficios en la venta de videojuegos para CD Projekt Red, cimentando una relación que beneficia los negocios de ambas partes, más allá de los contratos.

Desde los tiempos de la bochornosa película Super Mario Bros (1993), Hollywood ha intentado atraer a los fans de los videojuegos. Y en la mayoría de los casos, ha sido un desastre.

Pero Netflix parece haber dado con la tecla: en lugar de crear películas de acción real, está obtenido un gran éxito con películas o series de animación, como ha ocurrido con la adaptación de la aclamada trilogía de videojuegos The Witcher, y la nueva serie Cyberpunk Edgerunners, que es una adaptación del videojuego Cyberpunk 2077, ambos creados por la compañía polaca CD Projekt Red.

Es cierto que tanto la serie con actores reales como la película de animación de The Witcher están basadas en los libros y no en los juegos. Pero se nota en ellas las influencias de los videojuegos, y su éxito en Netflix no habría sido el mismo sin los fans de los juegos, que las han devorado.

Es una relación beneficiosa porque Netflix gana prestigio y convierte a los fans de los videojuegos en suscriptores, mientras CD Projekt Red ha ganado dinero por los derechos. Pero aún hay más.

El efecto rebote de Cyberpunk

Tal como explica el medio Looper, se está produciendo una retroalimentación que esta resultando muy beneficiosa para CD Projekt Red: tras los estrenos de The Witcher y Cyberpunk Edgerunners en Netflix, las ventas y picos de uso de los videojuegos se disparan.

Cuando se estrenó la temporada 1 de The Witcher, en 2019, el videojuego The Witcher 3 igualó el récord de jugadores simultáneos que tuvo durante su lanzamiento.

Operación Swordfish

Algo similar ha ocurrido con Cyberpunk 2077. Tres días después del estreno de la serie Cyberpunk: Edgerunners el número de jugadores simultáneos en Steam se triplicó, hasta alcanzar los 37.000, al nivel del intocable Elden Ring. Cinco días después, la cifra se había disparado a 85.555 jugadores jugando simultáneamente.

Es un beneficioso efecto secundario que las compañías de videojuegos tienen muy en cuenta. Y una razón más para vender los derechos de sus éxitos a los gigantes del streaming.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Netflix, Series y TV