Logo Computerhoy.com

Netflix cumple 25 años, en plena encrucijada

Streaming

Netflix deja de ser un jovencito impulsivo y temerario, y comienza a madurar. Figuradamente, y también en la realidad...

El 29 de agosto de 1997, Reed Hastings y March Randolph recibieron un paquete de correos que contenía... un DVD. Se lo habían enviado ellos mismos para comprobar que no se estropeaba por el transporte. La prueba fue positiva, así que ese mismo día fundaron la empresa Netflix. Hoy cumple 25 años, y puedes ver el vídeo conmemorativo al principio de la noticia.

En sus orígenes el gigante del streaming era muy diferente a lo que es ahora. En 1997 las películas en casa se veían en VHS, y las series, en la tele. Las pocas que echaban en los pocos canales que había. Pero ese mismo año se comercializó el primer DVD, la película Twister, un nuevo formato digital mucho más compacto y resistente, que podía enviarse por correo.

Las películas se alquilaban en los videoclubes, por 24 o 48 horas, pero si no las devolvías en esos plazos recibías una fuerte multa económica. Era un proceso frustrante, porque tenías que ir al videoclub, que a veces estaba lejos, ver la película, y regresar al videoclub a devolverla en plazos que a veces no te venían bien.

 

Frustrados por un multa recibida por no devolver a tiempo la película Apolo XIII en un Blockbuster, a Reed Hastings y March Randolph se les ocurrió una idea: crear una página web para alquilar películas en DVD y enviarlas por correo. Sin plazos ni desplazamientos. Los clientes podían devolverla cuando quisieran, con la condición de que no podrían alquilar otra hasta devolver la que tienen.

Así nació Netflix.com, en 1998, convirtiéndose rápidamente en una molesta competencia para los miles de videoclubes físicos de Blockbuster y otras cadenas. En 2019 ya había enviado 5.000 millones de DVDs a sus clientes, y aún tiene millones de suscriptores en DVD en Estados Unidos.

Netflix aún tiene tres millones de suscriptores... que alquilan DVDs

A medida que iban pasando los años, el negocio de alquiler en DVD se fue haciendo insostenible, por los cientos de miles que enviaban por correo al día.

Pero entonces surgió otro fenómeno que Netflix decidió aprovechar: el vídeo en streaming. En lugar de enviar discos... ¿por qué no hacer que la gente vea las peliculas en sus ordenadores, móviles o la tele?

Netflix estrenó su negocio de streaming en 2007, y tal como explica de forma impecable Elena Neira en la newsletter de Business Insider, su gran baza fue que las productoras de cine, y la competencia, se lo tomaron a risa.

Historia del último Blockbuster

Hace 25 años en Internet todo se pirateaba, y nadie creía posible que Netflix pudiera ganar dinero con el streaming. Disfrutó de una década sin competencia en donde podía integrar en su plataforma cualquier película o serie de cualquier distribuidora, que seguían con sus negocios de cine, televisión y DVD.

Netflix tuvo 10 años para crecer mucho, sacar una ventaja enorme a la competencia, y ganar mucho dinero. Dinero que usó para producir sus propias series y películas. De pronto existían productos exclusivos en Internet, como House of Cards o Narcos, que gustaban más que las series clásicas de televisión, o películas como Roma, que incluso ganaban Oscars...

25 años, el momento de la reinvención

La competencia comenzó a darse cuenta de que Netflix había descubierto un nuevo tipo de mercado basado en las cuotas baratas, sin publicidad, fomentando el compartir cuentas para tener muchos usuarios, y los estrenos simultáneos en todo el mundo con temporadas completas, que puso de moda los maratones de series.

Poco a poco Disney, HBO, Apple, Amazon, Paramount y otras comenzaron a copiar su modelo de negocio. Tardaron años en recortar la ventaja, hasta plantarnos en 2022, el año del 25 Aniversario de Netflix, que es también el año de su encrucijada.

Tras perder más de un millón de suscriptores por primera vez en su historia, con el mercado saturado por la enorme competencia y el cansancio de muchos suscriptores (demasiado contenido para tan poco tiempo de ocio), Netflix necesita reinventarse a sí misma.

Mindhunter

En su 25 aniversario, ha renunciado a los valores que la hicieron popular: adiós a las cuotas baratas, adiós a compartir cuenta, y puertas abiertas para la llegada de la publicidad.

Con 220 millones de usuarios en 197 países, 11.300 empleados, y 17.000 millones de dólares invertidos al año en producir series y películas, sus acciones han caído un 60% en 2022. Netflix reconoce que el streaming de películas y series ya no es suficiente para ser rentable, y por eso está explorando otros campos, como los videojuegos.

Como hizo Apple con los móviles, o Ford con los coches en sus tiempos, Netflix ha revolucionado el mercado del cine y el vídeo doméstico. Ahora lucha para no ser engullida por su propio éxito.

Descubre más sobre autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Hoy destacamos

Y además