Internet.org o cómo conectarlos a todos, según Zuckerberg

Mapamundi

Imagina, por un momento, tu vida sin Internet. Sin Facebook y sin Gmail. Sin plan de datos. Sin juegos online. Sin la posibilidad de ver vídeos o de descargar tus series favoritas en el ordenador. No puedes llamar a tus seres queridos por Skype ni enviarle un WhatsApp a tus amigos porque no tienes como hacerlo. ¿Un poco angustiante?

Ésta es la realidad para unos 5.000 millones de personas en el mundo que carecen de servicios de Internet. 

Por esta razón Mark Zuckerberg ha decidido crear Internet.org, un proyecto que busca ofrecerle conexión a Internet a todo el planeta. Zuckerberg no está sólo.

Junto a Facebook se encuentran las compañías especializadas en su mayoría en servicios móviles Ericsson, Samsung, Nokia, Opera, MediaTek y Qualcomm que trabajarán por superar tres desafíos claves para asegurar conectividad mundial: convertir el acceso a Internet en algo acsequible, usar los planes de datos de una manera más eficiente y ofrecer incentivos para nuevos modelos de negocios que aboguen por la conectividad global.

El acceso global a Internet se lograría con el desarrollo de tecnologías que reduzcan el costo de los planes de datos a nivel mundial, incluyendo la creación de un smartphone de alta calidad y bajo costo, además de alianzas comerciales que distribuyan redes en comunidades sin este servicio. Aquí, según Zuckerberg, los operadores móviles serán la clave del éxito. 

Usar los planes de datos de una forma más eficiente significa que las apps y otras páginas de Internet dejarán de usar los mismos paquetes de datos que ahora. Según diversos informes, Facebook sería la primera en reducir su uso en dispositivos móviles para permitir una mejor capacidad de acceso, pasando de 12 MB en promedio a 1MB. ¿Cómo se lograría esto? A través de herramientas para comprimir datos y mejorando las capacidades de una red para que pueda manejar datos eficientemente, entre otros.

Otra posibilidad es ofrecer apps con menos imágenes para países emergentes

Finalmente, los creadores del proyecto respaldarían a nuevos modelos de negocios que apuesten por un acceso más sencillo y económico a la red incluyendo incentivos para operadores de telefonía móvil, fabricantes de teléfonos y desarrolladores que trabajen para reducir los costos de acceso. Además, buscan aumentar los idiomas disponibles para servicios de Internet.

El hecho que sean en su mayoría compañías dedicadas a servicios móviles no es coincidencia. Hoy en día, millones de personas se conectan a la red a través del móvil o de la tablet: a diferencia del ordenador, estos dispositivos no utilizan tanto ancho de banda para conectarse y son el medio preferido en países africanos para acceder a Internet. 

Una iniciativa patrocinada por Google que buscaba ofrecer Internet desde las nubes puede no ser la solución más efectiva: estos lineamientos podrían ofrecer conexión a países en vías de desarrollo, un mercado sin explotar pero con mucho por ofrecer.

Zuckerberg ha dicho que la conectividad es un derecho humano en las directices de este nuevo proyecto. Tal parece ser que lo que nos unirá a todos en el futuro será la posibilidad de conectarnos, por encima de muchas otras cosas.

¿Crees que esto se convertirá en realidad? Opina al respecto en los comentarios.