Logo Computerhoy.com

Netflix con anuncios no despega y algunos anunciantes piden que les devuelvan el dinero

Foto del redactor Juan Antonio Pascual Estapé

Redactor Colaborador

Netflix con anuncios es un fracaso y los anunciantes piden que les devuelvan el dinero
Foto del redactor Juan Antonio Pascual Estapé

Redactor Colaborador

Parece que esto no va a ser tan fácil como Netflix esperaba. El plan con publicidad no no ha atraído a los usuarios, y los anunciantes están decepcionados.

El plan con anuncios de Netflix no tiene suficientes suscriptores para ser rentable para los anunciantes. Algunos está pidiendo recuperar su dinero, y otros están moviendo las campañas publicitarias al año que viene.

La web Digiday ha hablado con cinco ejecutivos de otras tantas agencias publicitarias. Aseguran que Netflix no está cumpliendo con la tasa de impresión de los anuncios prometida, es decir, el número de visionados.

Según esta fuente, Netflix apenas llega al 80% de visionados pactados, lo que ha hecho que algunos anunciantes hayan decidido retirar los anuncios programados para Navidad, porque creen que tendrán más visionados en otras plataformas. Una retirada de fondos que Netflix ha aceptado, pese a que no suele ser lo habitual.

En cambio, otros anunciantes han optado por mover sus campañas a los primeros meses de 2023, porque creen que para entonces el plan con publicidad de Netflix tendrá suficiente suscriptores.

Estas agencias publicitarias no creen que la tarifa con anuncios de Netflix sea un fracaso o esté en peligro, pero sí reconocen que su despegue está siendo lento, y tardará en ser rentable para ambas partes. A los inversores les hace menos gracia: las acciones de Netflix han caído hoy un 7,2%.

Un plan publicitario de Netflix poco atractivo para los usuarios

Según cuentan estas agencias, Netflix cobra 65 dólares por cada 1.000 visionados de los anuncios, pero debido a los pocos suscriptores de su plan con anuncios, ha bajado la tarifa a los 55 dólares.

Aún así sigue siendo más alta que la de Disney+, que cobra 50 dólares por cada 1.000 visionados.

Para los anunciantes el problema no es el coste, sino los pocos visionados. En plena campaña navideña necesitan que sus anuncios los vean el mayor número de gente posible. Por eso algunos están cancelando sus campañas publicitarias en Netflix.

rumbo al infierno

Una de las razones del poco éxito del plan publicitario de Netflix, es que es muy poco atractivo para los usuarios. Cuesta 5,49 euros y no incluye algunas series y peliculas, solo se puede ver a 720p,  no se puede descargar, y hay que tragarse unos 10 o 12 anuncios de 20 segundos por cada hora de visionado.

En cambio, el plan Básico sin anuncios, sin que falten series y películas, y con descargas, solo cuesta 2,5 euros más al mes. Para mucha gente les sale mejor no tomarse un par de cafés en el bar o no comprar un día palomitas y chuches para ahorrar esos 2,5 euros, antes que tragarse 10 anuncios por cada capítulo de Stranger Things o Miércoles.

La tarifa con publicidad de Netflix no está teniendo éxito, y los anunciantes está pidiendo que les devuelvan el dinero, o está moviendo campañas al año que viene. Netflix tendrá que hacer ese plan con anuncios mucho más atractivo de lo que es ahora, si quiere atraer a la gente.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Netflix, Industria