Logo Computerhoy.com

Debería ser el momento de dejar de utilizar iconos de escritorio

Foto del redactor Manuel Naranjo

Colaborador

Windows con iconos
Foto del redactor Manuel Naranjo

Colaborador

Los iconos es algo que lleva arraigado mucho tiempo en lo que son los ordenadores, pero puede que ya sea el momento de ir dejándolos de lado, al menos progresivamente.

No cabe ninguna duda de que, si hay una parte de cualquier sistema operativo para ordenadores que lleva arraigada mucho tiempo, esos son los iconos.

Hay quienes tienen muy pocos y se limitan únicamente a aquellos que necesitan, pero después hay otras personas que tienen muchísimos, haciendo que el escritorio prácticamente no exista con tantos iconos como lo pueblan, ya que todo lo que se instalan, tendrá su acceso.

Con el paso de los años y la evolución que hemos sufrido en las interfaces de usuario, los iconos han ido perdiendo el poder en deprimente de otras partes que pueden ser más efectivas.

Hoy en día puede ser el momento de dejar de utilizar iconos de escritorio o al menos limitar mucho su impacto.

Todo desordenado

Cuando llevamos ya tiempo con nuestro ordenador, dando igual si es Windows o si hablamos de un Mac, lo cierto es que la acumulación de accesos directos puede llegar a ser un verdadero problema.

Puede que haya usuarios que hayan sido capaces de controlar el espacio del escritorio, limitando la zona de los iconos a algo testimonial o bien colocado, pero lo normal es que esto no se cumpla y hayamos acabado sucumbiendo.

Es decir, lo habitual es que en el escritorio solo encontremos desorden, nada que haga pensar que aquello tiene un cierto sentido, aunque realmente tu sí que encuentres aquello que buscas, algo que consigues por inercia, más que por el orden que denotan los accesos directos que hay colocados.

Actualmente y con las resoluciones que manejamos, el escritorio debería ser un espacio de disfrute y en la mayoría de los casos es un caos de iconos, carpetas o archivos que vamos acumulando y que hace tiempo perdieron un sentido estilismo, si es que alguna vez llegaron a tenerlo.

Tenemos alternativas

Antiguamente tenía mucho sentido el hecho de tener tantos iconos en el escritorio, ya que era la manera que teníamos de acceder a nuestros archivos y programas de una manera veloz y muy sencilla.

El problema es que, con el paso de los años, el propio icono ha perdido protagonismo, porque los desarrolladores de los sistemas operativos actuales han ido incorporando lugares y características que hacen cada día más absurdo el icono y para lo que fue creado.

Los docks (muelles) en macOS y la barra de tareas en Windows son dos elementos importantísimos hoy en día, donde podemos incorporar aplicaciones para ejecutarlas de una manera que supera en velocidad y facilidad a cualquier icono.

El espacio es menor que el del escritorio, pero debemos tener claro que la mayoría de nosotros solo usamos unos pocos programas de manera asidua, los cuales pueden ir incorporados en alguno de estos elementos, haciendo que siempre estén listos y preparados para nosotros.

Si hablamos de juegos, los iconos también han perdido sentido, ya que un alto porcentaje de usuarios (y cada vez mayor) tienen sistema centralizados tipo Steam con el que tener todo totalmente integrado en un solo menú que, por supuesto, no afecta para nada a los accesos directos del escritorio.

Si eres de aquellos que tiene el escritorio lleno archivos de distintos tipos, tal vez te iría mejor si los ordenases en los lugares que el sistema operativo tiene designado para ello como puede ser Descargas, Documentos, Medios, etc. Pudiendo estar bien ordenado de esta manera, ¿para que necesitamos los iconos de escritorio?

Además, si hay un fichero que no encontramos, los sistemas de búsqueda que tienen ahora mismo los sistemas operativos permiten que podamos encontrar cualquiera que queramos, ayudados por unas SSD que tienen una capacidad de lectura ultraveloz.

Si lo que buscamos son programas, tanto la búsqueda de Sportlight de macOS como la función de búsqueda del menú de inicio de Windows nos servirá para encontrarla en escasos segundos, mucho más veloz que si tuviéramos que encontrarla entre todos los iconos de un escritorio.

Una nueva era para el escritorio

Poder suprimir cualquier tipo de icono en el escritorio nos va a permitir disfrutar de fondos de pantalla espectaculares, aquellos que todos podemos descargar por la red, con resoluciones altísimas y que le van a dar un nivel espectacular.

Además, se pueden incorporar distintos tipos de temas e incluso fondos animados si esos son los que más nos gustaría tener. 

Pero no tenemos por qué quedarnos en únicamente hacer que el escritorio sea espectacular, sino que podemos darle uso y para eso tenemos a nuestro dispositivo los widgets

Tanto Windows como macOS admiten este tipo de añadido que van a darnos mucha más funcionalidad, información y que serán un complemente ideal para un escritorio que ya no va a tener iconos, sino que, por fin, estará integrado por partes que el favorecen estéticamente y que le hacen mucho más informativo y operativo que el desorden de los iconos.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Mac OS, Windows 11, Portátiles, iMac, Mac