Logo Computerhoy.com

Llevas toda la vida usando mal el frigorífico y seguramente no lo sabías

Mujer buscando comida en un frigorífico

Depositphotos

Llenar el frigorífico no parece una tarea complicada, la mayoría nos limitamos a introducir los alimentos en la nevera sin ningún criterio establecido, un grave error que deberíamos evitar.

Llegas de la compra y toca meterlo lo que corresponda en el frigorífico, salvo excepciones -algunas de ellas erróneas como la de colocar los huevos en la puerta- no aplicamos ningún criterio, el objetivo es que entre todo sin importar donde.

Organizar correctamente el interior del frigorífico y colocar los alimentos en el lugar adecuado no es una cuestión de orden, ayuda a evitar el desperdicio y hace que los alimentos duren más y tengan mejor incluso un mejor sabor.

Uno de los errores más comunes es utilizar papel de aluminio para guardar los alimentos en la nevera, ya sea envolverlos o taparlos. 

Es una práctica que debemos evitar en favor de los envases transparentes que permitan en todo momento ver la comida que almacenan.

Esta es la temperatura ideal para tu nevera: segura para la comida y ahorra energía

Según los expertos, poder ver la comida sin necesidad de abrir ningún envoltorio, correctamente almacenada en un envase transparente, hace que sea más atractiva y ayuda a desperdiciar menos comida.

Otro error habitual es poner los huevos y los productos lácteos en la puerta del frigorífico. Esta zona es la más caliente de una nevera y la que más variaciones de temperatura sufre al abrir y cerrar, es justo el lugar menos adecuado para este tipo de alimentos tan delicados.

Por el contrario la parte trasera es la más fría, y es allí donde hay que guardar aquellos alimentos que no tenemos previsto comer de inmediato.

Trucos para ahorrar energía (y dinero) con tu frigorífico

Trucos para ahorrar energía (y dinero) con tu frigorífico

El frigorífico es uno de los electrodomésticos que siempre está consumiendo, y puede que en ocasiones demasiado. Se puede tratar de reducir el consumo que hacen y, por consiguiente, también el coste económico que suponen.

Lee la noticia

 Otra recomendación es intentar separar las frutas de las verduras, algo relativamente sencillo con los frigoríficos actuales que suelen contar ya con dos cajones. 

El motivo es el etileno que liberar algunas frutas como las manzanas, que acelerando en proceso de maduración de las verduras, modificando su sabor y tiempo de vida.

También es importante evitar la contaminación cruzada de los alimentos, algo complicado en un espacio tan angosto como el interior de un frigorífico. 

¿Tienes estos alimentos en la nevera? Deséchalos para evitar problemas de salud

Un truco útil es colocar las carnes en la parte inferior para evitar que todo lo que esté por encima quede a salvo de posible derrames.

Por último, y tal vez el consejo más importante: hay que evitar abarrotar el frigorífico. Las neveras modernas enfrían con aire por lo que debemos permitir que circule con libertad, si hay muchos alimentos en su interior el aire no llega de forma homogénea a todas las zonas y corremos el riesgo de que algunos se echen a perder.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.