Skip to main content

Cómo blanquear la lana que se ha vuelto amarillenta

Lana amarillenta

21/09/2022 - 05:55

La lana es un tejido natural, y por eso es más delicado que las telas artificiales. Con el tiempo acaba perdiendo el color. Vamos a ver cómo recuperarlo.

Debido a diferentes causas, una prenda de lana de color blanco, que es su color natural, con el tiempo puede volverse más apagada. Te explicamos cómo blanquear la lana amarillenta para que recupere todo su esplendor, según expertos en limpieza.

La lana de oveja es el tejido natural más utilizado del mundo por su suave textura, y porque calienta mucho en invierno.

Se utiliza principalmente en la confección de ropa, pero también en alfombras, fundas, mantas, sillones, y otros elementos que se usan mucho en casa. Al tratarse de un producto natural, con el tiempo puede terminar perdiendo el color blanco, para volverse más amarillenta.

Camisa con una mancha de grasa

5 trucos para eliminar manchas de la ropa que las tintorerías no quieren que sepas

Normalmente la lana amarillea por el uso, pero también en función del ambiente en donde se almacena.

Puede ocurrir que la prenda de ropa se manche accidentalmente con lejía. Este líquido abrasivo deja una mancha amarilla en la lana, arruinándola por completo.

Cómo blanquear la lana natural

La web de limpieza Apartment Therapy propone un método para eliminar el tono o las manchas amarillas de la lana. Es sencillo de aplicar, barato, y según sus pruebas, bastante efectivo.

Lo único que necesitas es comprar un bote de agua oxigenada, si no lo tienes en casa. En un cuenco, mezcla una taza de agua con una cucharada de agua oxigenada, las veces que sea necesario.

Si se trata de una alfombra, sillón, manta, etc. cubre completamente la zona amarillenta con esta mezcla, y frota un poco.

VIDEO

[CH] De la planta de algodón a camiseta

Si se trata de una prenda de ropa, sumérgela por completo en la mezcla y también frota un poco para que actúe mejor. Cuidado dónde salpicas porque el agua oxigenada es un decolorante, y puede estropearte otros tejidos.

Deja reposar al menos media hora, y después lava la prenda o la alfombra con jabón, para eliminar los restos.

Si el color amarillo no se ha quitado, porque esta proporción es bastante suave y porque depende de la calidad de la lana y su estado, aumenta la cantidad de agua oxigenada por cada taza de agua, y repite. Si se resiste, ve aumentando la dosis hasta que se elimine el color amarillento o la mancha de lejía por completo.

Etiquetas:

Lifestyle, Limpieza, Hogar

Y además